Las Provincias

Femeval arremete contra el Consell y le urge a tomar medidas concretas para la industria

Alejandro Soliveres, secretario general de Femeval, y Vicente Lafuente, presidente de la organización sectorial. :: irene marsilla
Alejandro Soliveres, secretario general de Femeval, y Vicente Lafuente, presidente de la organización sectorial. :: irene marsilla
  • El metal valenciano crece un 3,7% en el segundo trimestre pero ralentiza su evolución por el bloqueo político y la falta de Gobierno

«No estamos contentos por la velocidad con la que se está funcionando». Así se pronunció el presidente de Federación Empresarial Metalúrgica Valenciana (Femeval), Vicente Lafuente, sobre la actuación del Consell en materia industrial. El dirigente lamentó la falta de planes concretos por parte de la administración y urgió a «ir más allá» de «la buena voluntad» para formalizar propuestas que impulsen al sector y al conjunto del tejido productivo. «Se les ha dado un tiempo prudencial para que arrancaran y realizaran sus ajustes internos por el tema del mestizaje. Ahora esperamos que ese acuerdo y buena voluntad que nos han transmitido se refleje en actuaciones concretas», sentenció ayer Lafuente en un encuentro con los medios de comunicación.

En ese sentido, el representante del metal valenciano afirmó que es consciente de la escasez de recursos económicos para desarrollar políticas. «Por ello insistimos en que hay que saber reclamar mejor la financiación con todas las armas que tengamos a nuestra disposición», declaró en alusión a la necesidad de reivindicar ante el Ejecutivo estatal una mejora de la financiación que recibe la Comunitat.

Por otro lado, Lafuente advirtió de que la ausencia de Gobierno amenaza el crecimiento experimentado por el sector este año. En concreto, la actividad del metal se incrementó un 3,7% en el segundo trimestre de 2016. Sin embargo, esto supuso una ralentización de su evolución, ya que a principios de año avanzó un 7,6%. «Esto nos vuelve a situar en el punto de partida que el mismo periodo de 2015 y muy alejados del 19,9% alcanzado en septiembre del año pasado», explicó.

Esta desaceleración se observa, según el dirigente, en que el sector se haya situado por debajo del 7,5 registrado en España pese haber abanderado el crecimiento de la economía en los últimos años. No obstante, desde Femeval destacan que los factores económicos y políticos no han perjudicado al empleo. En el anterior trimestre, se han registrado 172.500 ocupados, lo que supone 2.810 empleos más que en el anterior periodo, además de ser el mejor dato desde el primer trimestre de 2012, que fue de 169.600 empleos.

«Estos datos evidencian que España y el sector metalmecánico están en una disyuntiva económica favorable que corre peligro de atrofiarse si los representantes políticos siguen empeñados en no entenderse», sostienen desde la patronal sectorial.

Una nueva patronal

Lafuente, además, fue muy duro con la situación de las patronales valencianas. Cabe recordar que la de Alicante se encuentra en concurso de acreedores, la de Castellón en preconcurso y Cierval en riesgo de ir detrás, ahogada por las deudas. «Tenemos que dignificar el tejido productivo y recuperar el peso específico de la Comunitat en todos los ámbitos. Para ello, consideramos imprescindible una nueva organización empresarial autonómica que esté unida, sea clara y transparente», dijo.

Así, el empresario defendió el proceso de refundación en el que se encuentra Cierval, pendiente del rescate por parte de la patronal de Valencia, la CEV, la única con cuentas saneadas. Esta reorganización, ahora mismo, está a la espera de un informe jurídico-económico que dictamine si es viable la fusión de ambas. «Si ese proceso resulta que es tirar el dinero a la basura, entonces desde Femeval no la apoyaríamos», soslayó Lafuente, miembro de la Ejecutiva de la CEV. En caso de que no sea posible salvar Cierval por esa vía, Lafuente aboga por constituir una nueva patronal autonómica desde cero, entre todos los agentes económicos de la Comunitat. «Lo ideal es salvar lo que tenemos pero si no sale, habría que crear algo absolutamente diferente», declaró.

Además, para «dignificar» al colectivo empresarial, Femeval ha puesto en marcha el Plan Estratégico 2017-2020, que prevé que las organizaciones puedan participar en la distribución de los fondos de formación para que «lleguen a los trabajadores y a las empresas que los aportan».