Las Provincias

El Consell consultará la apertura de domingos de Ikea al pequeño comercio

Entrada de la tienda de Ikea en Alfafar. :: irene marsilla
Entrada de la tienda de Ikea en Alfafar. :: irene marsilla
  • Los permisos especiales para abrir en verano del año pasado se otorgaron sin escuchar a todas las partes implicadas

La decisión sobre la apertura de Ikea los domingos va a tener más actores de los previstos. Hasta la fecha, la abogacía de la Generalitat tiene un informe del Ayuntamiento de Alfafar en contra de la apertura y otro de Ikea, que se posiciona a favor. Además de estas opiniones, el gobierno valenciano va a tener que consultar las opiniones de las pequeñas y medianas empresas de Alfafar, la asociación de comerciantes de muebles, los supermercados, UGT y CC OO.

Según explican a este periódico fuentes empresariales, el Ayuntamiento de Alfafar está presionando a estos actores para que presenten informes que serán adjuntados al del consistorio para que formen parte de la negociación. La ley que permite otorgar en Alfafar la licencia excepcional para que abra los domingos y festivos de verano (julio, agosto y septiembre) incluye la necesidad de que se incorporen informes de todas las partes afectadas, que tendrán que ser consultadas por el Consell. Sin embargo, y según explican fuentes empresariales, lo habitual no ha sido cumplir con esta formalidad. «El año pasado se abrió los domingos en Alboraya con un informe del ayuntamiento y otro de Alcampo. No se nos pidió un informe a todas las partes y, sin embargo, ahora sí que lo están solicitando». Este procedimiento es el habitual en las peticiones de apertura excepcional en verano, según explican fuentes habituadas a este tipo de procesos. De hecho, en la iniciativa inicial de libertad de horarios en Alfafar se incluyó el informe de Ikea pero no se urgió al resto de actores a que presentaran el suyo.

Entre las asociaciones que mayor presión están recibiendo para que adjunten su valoración sobre el impacto que tendría liberalizar los horarios comerciales en Alfafar está Asucova. Esta asociación de supermercados defiende los intereses de Mercadona, Consum y Mas y Mas, cuya opinión, muchas veces manifestada, es contraria a la apertura en festivos. «Se consume lo que se consume y por abrir un domingo nadie se bebe un litro más de leche. Las ventas en festivos cuestan dinero de personal y restan ingresos el resto de los días», resume la opinión de los supermercados.

Además de las asociaciones que serán consultadas por Alfafar para el informe, Covaco y Cecoval, representantes del pequeño comercio, también se posicionan en contra de la apertura en domingos. Encarna Sanchís, presidenta de Covaco, afirmó ayer: «Han creado un problema donde no lo había. La liberalización de horarios comerciales es perjudicial». Fuentes de Cecoval, por su parte, lamentaron que la apertura dominical de Ikea podría llegar a producirse «sin ningún tipo de consenso de la Generalitat con los principales afectados: los comerciantes».