Volar a la Copa de Rey sin el Valencia Basket

Los asientos vacíos dejados por los jugadores del Valencia Basket./LP
Los asientos vacíos dejados por los jugadores del Valencia Basket. / LP

Directivos, familiares y seguidores del club se desplazan a Gran Canaria en el avión del plan inicial de viaje de los taronja

JUAN CARLOS VILLENALas Palmas

Las tres butacas libres en una de las salidas de emergencia delataron las ausencias de Pleiss, Dubljevic y Hlinason. El vuelo de Ryanair, directo desde Manises a Las Palmas, que debía haber transportado al Valencia Basket a la Copa del Rey realizó la ruta sin sus pasajeros más ilustres. La decisión de la entidad de la Fonteta de adelantar el viaje del equipo al martes, para esquivar la por entonces huelga de jugadores, dejó veinte pasajes vacíos en el avión. Una vez vendidos los billetes, la compañía ya no tuvo la oportunidad de revenderlos. La anécdota no fue ajena a buena parte de los pasajeros, puesto que fue la ruta elegida por buena parte del entorno del club.

El presidente, Vicente Solá, el director de relaciones institucionales, José Puentes, el director de administración, Esteban Gallego y el director de comunicación, Jesús Villarreal, formaron parte del pasaje, así como la pareja e hija de Rafa Martínez o la familia del delegado Alfonso Castilla. El colegiado valenciano Fernando Calatrava, uno de los árbitros que participarán en la Copa del Rey, también utilizó la ruta directa desde Valencia para desplazarse al evento, así como varias decenas de aficionados, que ayudarán a teñir de naranja las gradas del Gran Canaria Arena. Al aterrizar, la anécdota del vuelo fue que se cruzaron con la expedición del Real Madrid, con Pablo Laso al frente, que estaba esperando las maletas.... casi una hora después de aterrizar.

Fotos

Vídeos