Sergi García y Abalde serán los bases de la Copa

Abalde entra a canasta durante el partido ante el Real Betis en la Fonteta. / efe/ miguel ángel polo
Abalde entra a canasta durante el partido ante el Real Betis en la Fonteta. / efe/ miguel ángel polo

El rendimiento del gallego en el uno, el paso al frente de Puerto y la rigidez de un mercado que exige pagar traspaso para fichar, claves de la decisión

JUAN CARLOS VILLENA VALENCIA.

El primer gran objetivo del año 2018 para el Valencia Basket, la Copa del Rey, comienza dentro de nueve días en Las Palmas. Una horquilla en la que, con el banco de pruebas que supondrán los dos partidos que restan antes de viajar a Gran Canaria el miércoles 14 de febrero, el cuerpo técnico de Txus Vidorreta ya diseña la estrategia, y la plantilla, que tendrá disponible para afrontar el partido de cuartos de final frente al Iberostar Tenerife de Katsikaris, el jueves 15 de febrero a las seis de la tarde. En el esbozo de roster más optimista aparecen diez jugadores de la plantilla profesional, de los catorce que tienen en la actualidad contrato tras la salida de Rudez, más la ayuda de Hlinason, Puerto y Ferrando. En esa ecuación no aparece ningún fichaje en el puesto de base, puesto que el Valencia Basket entiende que, con el mercado sin ofrecer opciones que no pasen por pagar un traspaso no asumible por el presupuesto del club, esa opción se descarta para que llegue a tiempo para la Copa del Rey.

Sergi García y Alberto Abalde serán los bases del conjunto taronja en el torneo de Gran Canaria, aunque para que se cumpla esa premisa el balear tendrá que completar su proceso de recuperación. El exjugador del Tecnyconta volverá hoy al trabajo con el grupo tras superar la lesión muscular que se produjo el pasado 15 de enero, una recaída de su rotura en la pierna izquierda que ya sufría cuando fichó desde Zaragoza, y si soporta las cargas de trabajo de hoy y de mañana volverá frente al CSKA el jueves. Si eso ocurre, tendrá ese encuentro y el del domingo en Burgos para ir ganando minutos en la rotación y llegar con un buen tono físico para el torneo copero. Ese es el plan con él. Hasta el día de hoy, Sergi García tan sólo ha podido disputar 28 minutos con la camiseta valenciana, repartidos en dos partidos.

El paso al frente de Abalde ha ayudado a afrontar la extraña situación, sin precedentes en las más de tres décadas de historia del club, de afrontar tres partidos sin un base en el equipo. Para el gallego el cambio de rol no ha sido nuevo, puesto que durante la temporada ha tenido que hacer relevos por las continuas lesiones en el puesto de uno, pero sus números en los envites ante el Obradoiro, el Anadolu y el Real Betis como base titular han sido sencillamente extraordinarios. El ellos, el internacional ha promediado 5,6 asistencias por partido. Un ratio que le situaría en la ACB como el tercer mejor asistente de la Liga, tan sólo por detrás de dos bases puros como Cook y Heurtel. En esos dos partidos de la Liga Endesa, fue el mejor jugador taronja en el ratio del +/-m llegando hasta un +33 frente a los andaluces. En los últimos tres encuentros fuera de su posición acumula 29 puntos, 14 rebotes y un buen rendimiento defensivo. Un auténtico descubrimiento para Vidorreta.

El regreso de Vives sigue pautado para la primera quincena de marzo si no hay complicaciones

El regreso de Sergi García es clave para asegurar una rotación de garantías en el juego exterior hasta el regreso de Diot, Vives y Van Rossom, puesto que el balear y el gallego se alterarán en el base, Rafa Martínez y Green en el dos, Sastre será el comodín entre el dos y el tres y San Emeterio, Doornekamp y Puerto, que ha demostrado en las últimas semanas que está preparado para el reto, apuntalarían el puesto de alero. Esa es la mejor configuración exterior de los taronja para la Copa.

La otra lectura, con la previsión del regreso de Vives para la horquilla de la primera quincena de marzo, llevará a reducir cada vez más las opciones de que el Valencia Basket fiche a un base, si el mercado sigue sin ofrecer alternativas que no obliguen a pagar traspaso. Eso sí, para lograr esa Cultura del Esfuerzo, Sergi García no puede volver a recaer.

Más

Fotos

Vídeos