Deportes

Valencia Basket

Una despedida muy dulce

Pleiss lanza a canasta frente a Zoosman./Irene Marsilla
Pleiss lanza a canasta frente a Zoosman. / Irene Marsilla

El Valencia Basket gana al Maccabi en el último partido de la Euroliga. La mejor noticia fue el paso al frente de Sergi García y Williams y la peor una nueva lesión de San Emeterio en el gemelo

Juan Carlos Villena
JUAN CARLOS VILLENAValencia

El Valencia Basket se despidió ayer de la Euroliga hasta nueva orden, no tiene invitación para la próxima temporada con lo que se la tendrá que ganar deportivamente en la Liga Endesa, con una sonrisa. Con una dulce victoria ante el Maccabi, la primera ante el conjunto de Tel Aviv en la Copa de Europa.

El triunfo deja a los taronjas en la undécima plaza de la clasificación, a una victoria de los macabeos y el Unicaja, por delante del Barcelona y a cuatro partidos de la zona del corte. Ahora sólo resta que en el análisis de cada cual se estime si esos cuatro partidos corresponden al peaje de la plaga bíblica de las lesiones y las tres remontadas en la primera vuelta (Bamberg, Armani y Estrella Roja) que tanto escocieron. Opiniones hay para todos los gustos. Lo que no es opinable son los brotes verdes que ayer se vieron sobre las tablas de la Fonteta. Con el mazazo de la nueva lesión de San Emeterio, que sufrió ayer una rotura en el sóleo izquierdo cuando trataba de llegar a tiempo para el partido de mañana ante el GBC en la Liga Endesa y necesitará un periodo de recuperación «no inferior a tres semanas» tal y como confirmó el club, Vidorreta necesita el paso al frente de sus once jugadores disponibles en un mes de abril limpio donde estará en juego la ventaja de campo en el playoff de la Euroliga. Sergi García, 11 puntos y 3 asistencias, y Latavious Williams, 7 puntos y 2 rebotes, cuajaron su mejor actuación de naranja.

Aún lejos de su nivel más alto pero progresando con respecto a su anterior versión. Esos dos arreones permiten a los valencianos encarar con confianza la importante cita en San Sebastián, donde Pleiss es duda puesto que ayer volvió a recaer de su fascitis. Desde el inicio del encuentro quedó claro que los valencianos iban a aprovechar el partido como una sesión de trabajo de primer nivel. El primero en dar el paso al frente fue Dubljevic, renqueante en las últimas semanas de su tendinitis. El montenegrino anotó los siete primeros puntos de su equipo para poner las primeras distancias, que crecieron hasta el 19-14 tras un triple de Van Rossom. Tras el pívot, cogieron el relevo Green y Sergi García, para sumar dos rotaciones con un alto nivel.

El americano, con poco más de nueve minutos en pista en la primera parte, se marchó hasta los 12 puntos al paso por vestuarios y el balear mostró su mejor versión desde que llegó a la Fonteta, creando juego y anotando. Un triple suyo permitió que subiera al marcador la máxima renta de la primera parte (46-28). También mostró algún destello Latavious Williams, con una jugada de canasta más adicional tras un buen pase de Abalde. El Maccabi trató de maquillar el abultado marcador en la primera parte, con un parcial de 0-8 que puso el 46-26, aunque varios errores de bulto, alguno de ellos para desespero de Spahija como una falta de Cole sobre Green en los últimos segundos de la primera parte, permitió al Valencia Basket marcharse con una proyección de más de cien puntos y con muy buenas sensaciones sobre la pista (52-39).El tercer cuarto comenzó con un triple de Van Rossom (55-39) pero el Maccabi, de la mano de Bolden, mandó un claro aviso de que no iba a ondear la bandera blanca. Un parcial de 2-14, culminado con un mate sideral del australiano (57-53) fue como un toque de corneta que despertó a Abalde.

El gallego asumió la responsabilidad para liderar el final del tercer cuarto, donde el Valencia Basket logró defender esa pequeña renta para comenzar el último cuarto (61-57). El Maccabi apretó hasta llamar a la puerta del conjunto taronja (65-64) pero Rafa Martínez cerró de un portazo con un triple (68-64) antes de que llegara el recital de Norris Cole. El que fuera compañero de LeBron James en los campeones de la NBA Miami Heat desgastó en defensa a Sergi García para no permitir que los valencianos se marcharan en el marcador (82-78). Un triple de Van Rossom (85-78) no fue decisivo puesto que el conjunto de Spahija respondió hasta el 85-82. La sangre fría en los tiros libre decidió la victoria. La de la dulce despedida.

87 Valencia Basket

Van Rossom (11), Rafa Martínez (7), Sastre (-), Thomas (5), Dublejevic (15) -cinco titular- Sergi García (11) , Abalde (11), Pleiss (8), Williams (7), Green (12) y Doornekamp (-)

84 Maccabi Tel Aviv

Cole (22), Roll (10), Zoossman (5), Bolden (12), Parakhouski (8) -cinco titular- Thomas (9), Mashour (2), Kane (9), Tyus (4) y Segev (3)

PARCIALES:
24-18, 28-21 (52-39), 9-18 (61-57) y 26-27 (87-84)
ÁRBITROS:
Lamonica (ITA), Belosevic (SER) y Panther (ALE). Sin eliminados
INCIDENCIAS:
partido correspondiente a la jornada 30 de la fase regular de la Euroliga disputado en el pabellón de la Fuente de San Luis ante 6735 espectadores

Fotos

Vídeos