Las Provincias

La cantera del Valencia Basket contará con el mejor recinto de Europa

fotogalería

Una canterana del Valencia Basket muestra una figuración de la pista principal. :: manuel molines

  • El club taronja estrenará dentro de un año L'Alqueria del Basket, que tendrá 13 pistas, 9 de ellas cubiertas, y que supondrá una inversión de 18 millones

valencia. A sólo unos pasos de la Fonteta, empieza a tomar forma un sueño. Un viejo anhelo. Hace varios años, Juan Roig se propuso dar a luz a una ciudad deportiva de referencia en la que poder catapultar a las nuevas generaciones del Valencia Basket. Ya se ha puesto la primera piedra. Ayer, la entidad taronja destapó su ambicioso proyecto de cantera: un recinto levantado sobre una superficie de 15.000 metros cuadrados y que supondrá un inversión de 18 millones de euros. Su construcción está en marcha y se prevé que las obras concluyan en el último trimestre de 2017. Entonces, el club podrá presumir de contar con las mejores instalaciones de baloncesto base de Europa. L'Alqueria del Basket nace para elevar su escuela a la máxima potencia.

A finales del próximo año, el Valencia Basket podrá reunir dentro de un mismo centro a su creciente cantera. Coincidiendo con su 30 aniversario, el club ha llevado a cabo la mayor apuesta de su historia a nivel de infraestructura. Juan Roig, máximo accionista y mecenas de la entidad, asume personalmente los 18 millones de gasto.

«Es un proyecto que arranca con la firma de un convenio con el Ayuntamiento de Valencia y que recoge la cesión del suelo para uso deportivo durante 50 años, fecha a partir de la cual la instalación revertirá en la ciudad como patrimonio de todos los valencianos», explicó durante el acto de presentación Paco Raga, consejero delegado de Valencia Basket y presidente de la Fundació València Bàsquet 2.000, el organismo a través del cual se lleva a cabo la ilusionante apuesta. El complejo contará con 13 pistas, nueve de ellas cubiertas y equipadas con parquet.

«Nuestro objetivo es que esta iniciativa nos permita duplicar nuestra cantera y pasar de tener 45 equipos y más de 450 niños y niñas a tener 750 a medio plazo y 1.000 a largo plazo. L'Alqueria del Basket se gestionará con los recursos propios que genere, sin necesidad de dinero público. Será autosuficiente y sostenible», añadió Raga.

Hasta ahora, para poder acoger a sus alumnos, el Valencia Basket se ha visto obligado a alcanzar acuerdos de colaboración con el Patronato de la Juventud Obrera, la Universitat de València y el pabellón municipal de La Malvarrosa. Las Naves del Santo Cáliz, creadas en 1997 como sede de la cantera, se quedaron pequeñas. «Hemos sacado de ellas el máximo rendimiento de ocupación, modernizándolas paulatinamente para adaptarlas al continuo crecimiento. Hoy esas necesidades son aún mayores y también las exigencias y los retos a los que este proyecto deportivo se enfrenta. Era nuestra obligación ser capaces de dar una respuesta responsable y de futuro. Y esa respuesta es l'Alqueria del Basket», apuntó el consejero delegado. Un centro de primer nivel destinado a la formación de talentos y contiguo a la Fonteta. Una mina.

En la pista principal, que dispondrá de unas gradas con capacidad para más de 300 espectadores, se podrá celebrar los partidos de categorías inferiores y los entrenamientos del primer equipo del Valencia Basket cuando esté ocupada la Fonteta. Algo que acabará con el peregrinaje de los jugadores por el resto de pabellones de la ciudad cuando eso ocurre.

El segundo volumen del recinto estará compuesto por ocho pistas interiores y cuatro exteriores. Las canchas cubiertas estarán conectadas por una espina dorsal en la que se encontrarán los vestuarios de equipos y árbitros adaptados para personas con movilidad reducida, las salas para médicos y fisioterapeutas y un gimnasio de 250 metros cuadrados.

Todas las pistas interiores tendrán superficie de parquet y contarán con un sistema de aislamiento con cortinas para la celebración de los partidos y para disponer de privacidad en los entrenamientos en los que así se considere. Además, existirá una galería superior con asientos desde donde los espectadores podrán presenciar las sesiones. «Hemos querido que los padres no molestemos a los hijos cuando estén jugando. Desde el acceso, subirán por una rampa a un segundo nivel para no mezclarse con los chavales», comentó José Martí, el arquitecto que ha diseñado el centro.

Las cuatro pistas al aire libre permitirán acoger campeonatos de Streetball, 3x3 o minibasket y también que podrán ser utilizadas como village tematizado para eventos. El recinto, al mismo tiempo, dispondrá de una sala de estudio para los niños y una zona de servicio para los familiares y técnicos.

«Hemos pensado el proyecto desde la funcionalidad. Hemos querido hacer algo que dure», añadió un emocionado José Martí, quien destacó que L'Alqueria del Basket está diseñada para maximizar la eficiencia energética.

Ya se ha puesto los cimientos, que han profundizado 15 metros en el suelo. A partir de ahí, la estructura será metálica, por lo que hará falta más de un millón de kilos de acero. Hasta ahora, el mayor complejo español pertenece al Real Madrid, que inauguró en abril el nuevo espacio para albergar a su sección de baloncesto y que cuenta con cuatro pistas y 8.200 metros cuadrados. Dentro de sólo un año, el Valencia Basket escalará a la primera posición continental. «La futura mejor instalación de baloncesto base de Europa», anuncia con orgullo la entidad taronja.