El raspall también tiene Lliga

Brisca, en la final de la pasada edición en la que se proclamó campeón junto a Moltó. / jam
Brisca, en la final de la pasada edición en la que se proclamó campeón junto a Moltó. / jam

Las novedades del torneo son que las semifinales y la final se jugarán a partida única, el número de equipos baja de siete a seis y todos serán tríos Ian, Moltó, Sergio, Marrahí, Montaner y Guadi capitanearán las formaciones

JOSÉ A. MONTEAGUDO VALENCIA.

Tras hacerse públicos los equipos de la Lliga Professional de escala i corda ahora le ha llegado el turno a la competición hermana del raspall, que transcurrirá bajo un formato similar. Por tanto, el torneo presenta una gran novedad en la fase final, la resolución de las semifinales y la final en una sola partida cuando antes se disputaban al mejor de tres. Esta circunstancia siempre ha generado debate: hay pilotaris que prefieren las tres partidas para enmendar un mal día y otros se decantan por jugárselo todo a cara o cruz. Otras de las variaciones de esta edición son que el número de equipos ha pasado de siete a seis y el hecho de que todos los participantes formarán en trío.

El calendario y las sedes en las que se disputarán las quince partidas de la liga regular se conocerán esta misma semana. Hasta entonces, el interés se centra en los aspirantes al título que defenderán Moltó y Brisca, aunque por separado. El hecho de que los dos grandes dominadores del raspall dejen de participar en pareja es un dato significativo. En la competición de escala i corda, a Soro III y Puchol II sí les toca pagar su hegemonía jugando en pareja. Pero la premisa es que exista igualdad. Y según se ha podido comprobar en los últimos torneos cortos disputados, obligar a Ian y Moltó a jugar con un solo compañero hubiese supuesto mermar sus opciones. Y es que en el raspall, dos lo tienen bastante más complicado contra tres.

Para la configuración de los equipos se suele utilizar la fórmula de escoger a los restos que liderarán los equipos y a partir de ahí se van distribuyendo los mitgers y punters de manera que los conjuntos queden equilibrados. Con esto, Ian, Moltó, Sergio, Marrahí, Guadi y Montaner han sido las referencias a partir de las cuales se ha trabajado. Los cuatro primeros estaban cantados ya que son los imprescindibles de las citas más importantes. La complicación para la organización estribaba en adjudicar las otras dos plazas. O quizás no, ya que Montaner y Guadi han hecho méritos para ser los elegidos, pero el caso es que han quedado por delante de otros posibles como Pablo, Ricard, Guille, Moncho y Vercher, que tendrán que esperar su oportunidad en como reservas. A este grupo se suma Punxa, otro de los que siempre están en los mejores carteles aunque el de Piles aún está recuperando su mejor versión ya que recientemente ha vuelto a jugar tras casi un año parado. Delante, los reservas serán Josep y Roberto, que perfectamente podrían haber sido titulares. Pero no había sitio para todos.

Moltó defenderá el título junto a dos jóvenes realidades como Tonet IV y Lorja

Moltó defenderá el título junto a dos jóvenes realidades como Tonet IV y Lorja. Resulta un equipo con mucho poder ofensivo. Al otro vigente campeón, Brisca, le ha tocado en suerte competir junto a Guadi y Miravalles. A priori es un trío correoso e incómodo y por tanto peligroso.

Ian, que jugará todas las partidas de rojo por su condición de campeón individual, cubrirá las espaldas de Canari y Ricardet. La sola presencia del resto de Senyera es una garantía. Y si las tres líneas se acoplan como deberían el potencial se eleva a la máxima expresión. Otro equipo que seguramente funcionará con la precisión de un buen reloj suizo es el de Sergio, Coeter II y Néstor. El pilotari de Genovés está siendo el mejor en su posición en los últimos meses, el veterano mitger de Simat se las sabe todas y la punta de Pego debería aportar velocidad y resolución.

En los dos equipos restantes aparecen otros tantos nombres propios: Seve y Gabi, a quienes se les ha concedido la oportunidad de demostrar que están al nivel de tan relevante cita. El jovencísimo mediero de Villanueva de Castellón será guiado por el fenómeno y fenomenal Marrahí. Carlos completa esta formación. Y el pilotari de la Pobla del Duc estará custodiado por dos cañones, los que tienen por brazos Montaner y Sanchis. Ahora falta comprobar cómo se desenvuelve Gabi en la punta ya que su posición natural es la de mitger.

Fotos

Vídeos