Las Provincias

MOTO3

Bagnaia se lleva una caótica carrera

Bagnaia recoje el trofeo
Bagnaia recoje el trofeo / AFP
  • La prueba de Malasia termina cinco vueltas antes y con 17 caídas

Todo el fin de semana hablando del nuevo asfalto de Sepang y de los problemas de humedades que se habían generado –no por problemas de drenaje si no porque aflora el agua del subsuelo- y justo la primera carrera en el domingo de Sepang terminó siendo un recital de caídas y una oda a los supervivientes. Sólo diecisiete de los treinta y dos pilotos que tomaron la salida cruzaron la meta tras trece vueltas, una vez que Dirección de Carrera decidió parar la prueba a cinco giros para el final tras una caída de María Herrera en la curva 15. Diecisiete incluyendo a Di Giannantonio, Dalla Porta y el campeón Binder, que tuvieron tiempo de recuperar sus motos y regresar a pista, en el caso de los dos últimos previo paso por sus boxes.

Un listado de accidentados en el que entraron Navarro –se queda casi opciones de lograr el subcampeonato-, Canet, Mir –aún en la lucha por el novato del año por los fallos de Bulega y Di Giannantonio-, Guevara, Martín, Arenas y la mencionada Herrera, que salió del penúltimo Gran Premio del año con un fractura en su clavícula derecha. Y no fue la única tocada, con Oettl con la mano derecha rota y Martín trasladado a un hospital de Kuala Lumpur tras sufrir una conmoción en su dura caída.

Con todo esto, el mejor fue Bagnaia, piloto de Valentino Rossi y del equipo de Jorge Martínez Aspar, que dio su segunda victoria del año a la marca india Mahindra, tras una carrera en la que siempre estuvo en la cabeza después de un fin de semana muy sólido en todas las condiciones. Junto a él terminaron en el podio el checo Kornfeil y el holandés Bendsneyder, en un día en el que el gaditano Marcos Ramírez, sexto, fue el mejor de los españoles. Y el único que terminó una carrera caótica.