El Fertiberia cae en Puente Genil

El Puente Genil se impuso en un duelo igualado. / javier teruel
El Puente Genil se impuso en un duelo igualado. / javier teruel

La eficacia de Oliva en la portería del conjunto andaluz fue clave para el parcial final, que deja a los valencianos en la antepenúltima plaza Las pérdidas de balón en la segunda parte lastraron al conjunto porteño

EFE

El Ángel Ximénez-Avia se reencontró con el triunfo ante su afición ante un Fertiberia Puerto Sagunto (27-24) al que se le atraganta una pista donde siempre perdió, en esta ocasión tras una primera parte igualada (11-10) y una segunda en la que los locales mostraron mejor banquillo. Con todo los porteños comenzaron dominando en los minutos iniciales ante un conjunto el pontanense que como es habitual en su casa le costaba arrancar.

Superado el ecuador de la primera parte los pupilos de Quino Soler tomaron el mando y abrieron la primera brecha (8-6). A partir de entones los porteros pasaron a tomar el protagonismo, tanto fue así que en los trece minutos restantes el parcial del encuentro fue de 3-4, con David Bruixola convirtiéndose en un muro infranqueable para los locales, especialmente para Rudovic, que de nuevo se marchó al descanso con su casillero goleador a cero. También paró lo suyo Jorge Oliva, aunque los locales tiraron más a puerta sin conseguir llevar el balón a la red, para con todo marcharse por delante, aunque la ventaja fuera mínima (11-10).

El arranque de la segunda parte fue bien distinto al del partido, y con tres rápidos goles de Nacho Moya, Cuenca y Juanlu Moyano el Ángel Ximénez alcanzó su máxima ventaja (14-10) hasta el momento. Nejc Zmacv rompería la sequía valenciana a los seis minutos de la reanudación, pero el encuentro ya era otro. Esa ventaja se elevaría a un gol más a catorce minutos del final con el sexto gol de Nacho Moya, el más acertado en ataque de los cordobeses, que empezaron a apalabrar su cuarta victoria de la temporada. En ello también tenía mucho que ver Jorge Oliva, que ya superaba para entonces a Bruixola en su porcentaje de parada, un 44 por ciento, para sumar doce intervenciones con acierto. El Ángel Ximénez tenía en su mano el partido y no lo dejaría escapar, incluso aumentó su ventaja en los minutos finales, porque llegó a tener una renta de seis (26-20) a cinco del final.

Fotos

Vídeos