EN FEMENINO ELENA LLORET CICLISTA

«Las mujeres sufrimos igual y queremos las mismas oportunidades. Cada año se da un pasito más»

Elena Lloret, durante una competición de mountain bike. / antonio díaz
Elena Lloret, durante una competición de mountain bike. / antonio díaz

«En el extranjero, lo viven como aquí el fútbol. Pagan entrada y las gradas están a reventar», afirma la alicantina

Alberto Martínez de la Calle
ALBERTO MARTÍNEZ DE LA CALLE

El primer equipo profesional de ciclocross en España ha recuperado a Elena Lloret para la causa. La joven corredora de la Vila Joiosa llevaba tres años sin competir en esta disciplina. Tras proclamarse campeona nacional en categoría juvenil y sub-23, decidió volcar sus esfuerzos en el mountain bike (BTT). Ahora, de la mano del Team Ginestar-Delikia Sport, vuelve a la carga. Comparte escuadra con Felipe Orts e Ismael Esteban. Los cimientos de un proyecto pionero.

-A sus 23 años, se ha embarcado en el primer equipo español de ciclocross con licencia UCI, que ha nacido en Alcoi.

-Es un proyecto súper chulo. Que haya empresas de aquí que apuesten así de fuerte por nosotros es increíble. Es un orgullo y estoy muy agradecida. Ojalá sea el precursor y haya otras marcas que se animen y se vaya creando más equipos.

-¿Cuáles son sus perspectivas dentro del equipo?

-En ciclocross tengo menos bazas, así que yo voy a por el mountain bike. El ciclocross me encanta, pero hace tres años que no hacía ciclocross. Ahora me toca volver al barro. Yo creo que es el empujoncito que necesitaba. Ahora es una oportunidad para seguir cogiéndole el hilo y voy a aprovechar las competiciones para prepararme.

La deportista Elena Lloret.
La deportista Elena Lloret. / LP

-Pero se alzaba como uno de los grandes talentos nacionales del ciclocross.

-Desde pequeña, desde que estábamos en la escuela de ciclismo Felipe Orts y yo, compaginábamos la temporada de carretera con la de ciclocross. Luego, al pasar a sub-23, apostamos más por la carretera. Pero al final no salió así y me quedé en mountain bike y dejé el ciclocross por el camino.

Está en el único equipo UCI: «Es un orgullo. Salir de España es lo que te va a hacer evolucionar en rendimiento»

-Felipe Orts y usted son de la Vila Joiosa. ¿Se formaron juntos?

-Felipe tiene un año menos, pero en categorías inferiores las chicas corríamos con los chicos de un año menos. Nos hemos criado juntos como aquel que dice. Nos conocíamos desde las escuelas.

-¿Cómo valora el desarrollo del ciclocross en la Comunitat?

-Está creciendo a pasos agigantados. Cada vez hay más gente que lo practica y están saliendo equipos, pero el País Vasco es tradicionalmente la cuna en España.

-¿Qué le aporta esta modalidad?

-Tiene ese punto entre el sufrimiento y la diversión. Las características que tiene de 45 minutos a tope en todas las condiciones, barro, lluvia o seco, hace que uno se exprima al máximo. Y el ambiente familiar te anima más.

-En algunos países, las pruebas de ciclocross se viven con fervor.

-En el extranjero, lo viven como aquí el fútbol. Pagan hasta entradas y las gradas están a reventar. En España hay muchos aficionados, pero no tantos como en el extranjero. Y el tipo de circuito es más espectacular y más recogido. Es exigente para el ciclista y atractivo para el público. Para evolucionar en España, hay que apostar por salir al extranjero, conocer circuitos nuevos y pelear con la gente buena. Salir de España es lo que te va a hacer evolucionar en rendimiento. Hay que aprender de ellos. Bélgica y Holanda son los dos países que están a la cabeza.

«El ciclocros es sufrimiento y diversión»

-¿Los circuitos del extranjero atraen más que los de España?

-Ocurre lo mismo en ciclocross que en mountain bike. Hay veces que incluso ponen máquinas y hacen obstáculos artificiales para captar más la atención del público. Aquí, se aprovecha el espacio que tenemos. No es lo mismo.

-¿Cuál es la posición de la mujer en estas dos disciplinas?

-Está evolucionando, cada año se da un pasito más en igualdad. Las mujeres sufrimos igual y entrenamos lo mismo y al final también queremos tener las mismas oportunidades. Y ahora parece que están saliendo. Hay más equipos que apuestan por tener componentes femeninos y más equipos sólo de féminas. Desde dentro, ya hay un poco más de esperanzas. Cada vez hay más oportunidades para las chicas. Se va notando en número de carreras, equipos, cantidad de chicas que hay en la parrilla... Antes, el número de licencias femeninas era muchísimo más bajo que el de ahora. Las chicas ven que también tienen su lugar.

-¿Pero todavía hay escasa competencia a nivel nacional?

-En España, como mucho, puedes tener a cinco o seis rivales directas, mientras que cuando sales a una carrera internacional hay 80 que son como tú o mejores. Ahí es donde se coge nivel. Tanto en ciclocross como en mountain bike, las chicas en España nos tenemos que juntar con otra categoría.

-¿Se siente una profesional del ciclismo?

-Tengo licencia profesional, pero, para mí, ser profesional es poder dedicarte a algo profesionalmente. Yo soy profesional en cuanto al tiempo que dedico el ciclismo, pero por nada más.

-¿A qué se dedica?

-Trabajo en el sector del entrenamiento personal. He acabado Ciencias de la Actividad Física y del Deporte y me he sacado el Máster en Profesorado. Actualmente, estoy estudiando más idiomas.

-En mountain bike, ya se ha proclamado campeona de España sub-23 y, la pasada temporada, acabó cuarta en élite.

-Sólo llevo tres años compitiendo en mountain bike. Por lo que respecta a competiciones internacionales, he acabado la 54 o la 60 en Copas del Mundo. Estoy con ánimo de mejorar resultados.

-¿Dónde se ve a corto plazo?

-De aquí a dos o tres años, espero poder dedicarme al ciclismo y que, aparte de que sea mi hobby, también pueda ser parte de mi profesión. Me encantaría superarme, pero no me meto presión. Lo que vaya surgiendo. ¿Y por qué no ser también profesora?

-¿Ha sacrificado muchas cosas por alcanzar la élite?

-Siempre he tenido mis prioridades claras. Lo primero son los estudios y, si tienes que sacrificar el salir de fiesta algún día, lo haces. Pero no tienes que abandonar ni amigos ni nada. Me lo he tomado siempre como un hobby que me apasiona y al que dedico cada vez más tiempo.

Fotos

Vídeos