Fútbol

A salivazos con el juez de línea

El Saguntino, en un partido de esta temporada. /LP
El Saguntino, en un partido de esta temporada. / LP

Seguidores del Saguntino escupen al árbitro asistente tras el gol visitante | Nuha salva un punto para los valencianos a cuatro minutos del final ante un Olot de Raúl Garrido que jugó casi media hora con diez futbolistas

R.D.

El gol del Olot no sentó bien a algunos seguidores del Atlético Saguntino, que la emprendieron a escupitajos con el juez de línea José García Ferrer. Así consta en el acta firmada por el árbitro principal Ripoll Solano, que en el minuto 57 de partido tuvo que acercarse al delegado del equipo local para que tomara medidas con el fin de que no se repitiera la actitud indecorosa de algunos seguidores del Saguntino. «En el minuto 57, tras la consecución del gol visitante mi asistente número 1 fue objeto del lanzamiento de varios salivazos por parte de seguidores locales ubicados detrás de él, impactándole en cabeza y brazo. Momento en el cual comuniqué al delegado de campo para que tomara las medidas oportunas y no se volvieran a repetir este tipo de agresiones. No volviendo a repetirse a lo largo de lo que quedaba de partido», señala textualmente el acta entre el Atlético Saguntino y el Olot. Además, el colegiado reflejó que el equipo local no presentó la licencia del médico.

Al margen de las cuestiones alejadas del fútbol, el Saguntino logró empatar en la recta final del partido ante un Olot muy bien plantado de la mano del entrenador valenciano Raúl Garrido.

1 At. Saguntino

Adrian Lluna, Felip (Boix, 82’), Escudero, Marín, Óscar López, Kata, Gilabert (Nuha, 61’), Julià, Esteve, Lois y García (Granell, 61’).

1 Olot

Ginard, Martínez, Carles Mas, Barnils, Bigas, Masó, Vidal, Héctor Simón, Marc (Gutiérrez, 84’), Uri (Micalo, 69’) y Cosme (Toril, 75’).

Goles:
0-1, Barnils (56’), 1-1, Nuha (86’).
Árbitro:
Ripoll Solano (Balear). Mostró amarilla a los locales Esteve, Nuha, Lois, Escudero y Kata. Por los visitantes a Uri, Mas, Toril, Ginard y doble amarilla a Bigas, que fue expulsado.

Los catalanes se adelantaron en el marcador con un gol de Barnils en el minuto 56 pero la expulsión de Bigas por doble amarilla diez minutos después fue la oportunidad para los de Sagunto de empatar el partido. Lo hizo Nuha a cuatro minutos del tiempo reglamentario. El partido estuvo muy trabado, especialmente al final del partido cuando los visitantes trataron de defender un punto en inferioridad numérica. Un encuentro de poder a poder en el que el reparto de puntos hizo justicia por lo visto en el césped.

Fotos

Vídeos