Jornada 25

Un Betis superior agudiza la crisis del Levante

Roger Martí (d), conduce el balón ante Francis. /Manuel Bruque (Efe)
Roger Martí (d), conduce el balón ante Francis. / Manuel Bruque (Efe)

El partido acabó con gritos y pañuelos en contra del equipo local por parte de sus aficionados

ALFONSO GIL (EFE)Valencia

Un Betis superior se impuso en su visita al Ciutat de València por 0-2 en un partido en el que controló el juego y ratificó su buena dinámica fuera de casa ante un Levante con pocas ideas y que no logra resolver su crisis de juego y resultados. Los béticos centraron sus esfuerzos en controlar el juego y no arriesgar, y sus goles llegaron a balón parado el primero, obra de Chema en propia meta tras un córner, y a la contra el segundo, firmado por Sergio León.

0 Levante

Oier, Coke, Postigo (Rochina, m.79), Chema, Luna, Jason (Ivi, m.58), Lerma, Doukouré, Morales, Roger y Sadiku (Pazzini, m.64)

2 Betis

Adán, Francis, Mandi, Bartra, Junior, Joaquín (Barragán, m.77), Javi García, Fabián, Boudebouz (Camarasa, m.68), Loren (Tello, m.64) y Sergio León.

Goles
0-1, m.55: Chema, en propia puerta. 0-2, m.68: Sergio León.
Árbitro
De Burgos Bengoetxea (comité vasco). Amonestó por el Levante a Sadiku, Lerma, Chema, Doukouré y Roger, y por el Betis a Mandi y Loren
Incidencias
partido disputado en el estadio Ciutat de València ante 16.500 espectadores. Se guardó un minuto de silencio en memoria del ertzaina Inocencio Alonso, que falleció el pasado jueves en Bilbao en los incidentes previos al partido de Liga Europa Athletic-Spartak de Moscú.

El Levante formó con dos delanteros, lo que no dio resultado a un equipo que lleva una victoria en veinte jornadas, pero que, pese a ello, todavía está fuera de los puestos de descenso.

El Betis se adueñó del balón desde el principio y fue capaz de moverlo con fluidez, aunque con poca profundidad, durante todo el primer tiempo a base de largas posesiones y de no renunciar a volver a empezar cuando no veía clara la jugada.

Enfrente, el Levante, replegado en ocasiones por voluntad propia y en otras por el dominio del rival, trataba de hacer un fútbol directo para aprovechar la velocidad de sus hombres de ataque.

Mas allá de estos dos planteamientos antagónicos, el partido se jugó a buen ritmo y tuvo algunas acciones emocionantes, ya que el Betis no renunciaba a sacar el balón jugado, lo que el Levante quería aprovechar para robarlo.

De todas las salidas del equipo valenciano a la contra, la más clara fue una galopada de Morales por la izquierda que Roger remató, pero sin acierto.

El resto del primer periodo fue una constante posesión del balón de los béticos, que manejaron bien la pelota en el centro del campo, aunque sin crear problemas al meta Oier.

Con idéntica dinámica dio comienzo la segunda mitad, ya que el Betis manejaba el balón, pero renunciaba a arriesgar y el Levante se mantenía agazapado en su parcela, con pocas opciones de salir a la contra.

Pese a la tónica del encuentro, la primera ocasión clara del equipo andaluz llegó en un contragolpe que Oier desbarató tras un remate de Joaquín (m.54), mientras que en la jugada siguiente, tras una gran parada del meta local, Chema, de cabeza, marcó en propia meta el 0-1.

El gol premiaba el dominio bético, pero castigaba en exceso, por lo visto hasta ese momento, a un Levante que, poco después, recibía el 0-2 por medio de Sergio Léon, que resolvió una contra tras un gran saque del meta Adán.

A partir de entonces, el equipo local se mostró impotente para agobiar al conjunto de Quique Setién y, al dejar espacios en la retaguardia, su rival salió con cierta comodidad frente a un Levante que no encontraba el camino para crear problemas en el área bética y, además, perdía el balón con facilidad.

El partido acabó plácidamente para el Betis y con gritos y pañuelos en contra del Levante por parte de sus aficionados.

Temas

Fútbol

Fotos

Vídeos