Bundesliga

Bengalas y policía en el histórico descenso del Hamburgo

Los policías custodiando el Volksparkstadion/AFP
Los policías custodiando el Volksparkstadion / AFP

El Hamburgo descendió por primera vez en su historia y los hinchas llenaron el césped de bengalas. Decenas de policías saltaron al campo para evitar altercados

MELISA CABALEIROMadrid

La Bundesliga echó el cierre a la temporada con el histórico descenso del Hamburgo, el único equipo que había disputado todas las ediciones del campeonato germano. El conjunto, campeón de Europa en 1983, no dependía de si mismo a pesar de ganar cuatro de sus seis últimos partidos. Necesitaba un golpe de suerte, que el también descendido Colonia venciese al Wolfsburgo, pero el resultado fue el contrario. De nada valieron los goles de Aaron Hunt y Lewis Holtby para un Hamburgo, que se enteró durante la segunda parte del triunfo del Wolfsburgo.

A partir de ahí, comenzaron los incidentes. Tanto es así, que tuvo que interrumpirse el encuentro durante algo más de un cuarto de hora al descubrir que ciertos seguidores del Hamburgo estaban tirando bengalas desde uno de los fondos. Luces que provocaron una densa humareda y algún que otro fuego en las vallas publicitarias de detrás de la portería situada en ese fondo.

Inmediatamente, se desplegó con una auténtica precisión germana un amplio dispositivo policial, que ingresó al césped, a pie y en caballo, para evitar una posible invasión del campo. Pasados unos minutos, el colegiado Felix Brych reanudó el encuentro durante unos instantes, que aprovechó la mayoría del estadio para elogiar a su equipo con unos aplausos con sabor a despedida.

Resuelto el asunto de los ultras y con un sabor agridulce por la situación, los futbolistas del Hamburgo dieron una singular vuelta olímpica al campo entre los aplausos y los cánticos de sus seguidores.

El Hamburgo acaba así 17º con 31 puntos, a dos del Wolfsburgo, que deberá disputar ahora una eliminatoria a doble partido contra el tercero de la segunda división, el Holstein Kiel, para mantenerse en la élite.

Después de haberse salvado de manera agónica en 2014, 2015 y 2017, el club germano deberá reiniciarse para empezar volver a la élite lo antes posible.

Fotos

Vídeos