La Copa 2021 en el nuevo pabellón

Aspecto exterior del actual Mercedes Arena, en el que se inspira el proyecto del Valencia Basket. / J. Bermejo
Aspecto exterior del actual Mercedes Arena, en el que se inspira el proyecto del Valencia Basket. / J. Bermejo

El canon es de un millón de euros y la ACB sigue muy de cerca el proyecto que va a construir Juan Roig junto a L'Alqueria del Basket Valencia Basket aspira a acoger el torneo en el recinto Arena que se quiere levantar

JUAN CARLOS VILLENA LAS PALMAS.

La Copa del Rey de 2018 culminó ayer en el Gran Canaria Arena y la ACB ya planifica el abanico de sedes para las próximas temporadas. En el horizonte, por primera vez desde 2003, Valencia aparece como una firme candidata para albergar el torneo a medio plazo gracias al proyecto del nuevo Arena que se va a construir en la parcela colindante a L'Alqueria. El Valencia Basket, si los plazos se lo permiten, quiere celebrar la Copa del Rey de 2021 en su nuevo pabellón. Las ciudades candidatas, a día de hoy, para celebrar el torneo en 2019 y 2020 son Madrid y Málaga, aunque la Liga sigue negociando para poder anunciar la sede del próximo año.

Para poder aspirar a disputar la edición de 2021 de la Copa del Rey en la nueva casa taronja, los permisos administrativos deberían llegar a los despachos de la Fonteta antes del verano. A día de hoy, la comisión de trabajo creada al efecto se concentra en obtener la certificación de la Conselleria de Educación, para que garantice que la parcela situada entre la avenida Antonio Ferrandis y la calle Ángel Villena, que cuenta con 20.000 metros cuadrados de superficie, no va a ser utilizada, ya que en el Plan General de Ordenación Urbana estaba destinada a uso docente, para una escuela de música. La intención de Juan Roig con respecto al nuevo Arena es la de adquirir en propiedad el solar. Para ello, el empresario quiere que la decisión cuente con la unanimidad de todos los partidos políticos, puesto que la construcción del pabellón se llevará a cabo con el cambio de legislatura y no se quiere que el proyecto dependa de unos u otros resultados.

El Valencia Basket, junto al despecho de ERRE Arquitectura que es el que diseñó L'Alqueria, ya tiene preparado el proyecto para comenzar a ejecutarlo en cuanto estén firmados todos los permisos. Juan Roig, tal y como informó este periódico, viajó a Berlín junto a los arquitectos para tomar nota de los aspectos técnicos del Mercedes-Benz Arena, puesto que ese es el modelo en el que se va a inspirar la nueva casa del basket. Sus dimensiones, con una capacidad para 15.000 espectadores en partidos de baloncesto, ampliables a 16.000, le abrirían las puertas de eventos como el de la Copa del Rey, que desde hace más de una década pone en 10.000 el número mínimo de asientos para aspirar a celebrar el torneo. La construcción está estimada en dos años, ese fue el tiempo empleado en edificar el complejo alemán, con lo que si todos los permisos llegan antes del verano, la horquilla de finalización estaría fijada para el verano de 2020. Ese hito permitiría al Valencia Basket disputar ya la temporada 2020-2021 y albergar eventos.

La ACB, tal y como confirmó esta redacción en Las Palmas, prefiere no centrarse en un año en concreto pero tiene claro que, una vez se tenga clara la fecha en la que estará edificado el nuevo Arena, la primera Copa del Rey se ofrecerá a Valencia. Cuando llegue ese escenario entrará en juego el aspecto económico. El canon para albergar el torneo copero es de un millón de euros, aunque el acuerdo con el Cabildo de Gran Canaria se estiró hasta casi los tres millones puesto que Las Palmas ha celebrado dos ediciones de la Copa, en 2015 y 2018, además de la Supercopa en 2017. En la última firma entre ambas entidades se incluyó en el contrato la implantación del proyecto de valores ACB Next en 200 colegios grancanarios, la suscripción de 400 empresas en el proyecto Horeca, para la implicación en la difusión del baloncesto, la celebración de clinics con jugadores de la Liga Endesa, un evento internacional de cantera con niños y niñas de categoría infantil y la difusión del baloncesto playa, un evento que se ha realizado de forma paralela a la edición de este año. Ese convenio tiene vigencia hasta junio de 2019.

El Valencia Basket, de la mano de Víctor Luengo, presentó las capacidades logísticas de L'Alqueria del Basket el viernes en Las Palmas. La nueva ciudad deportiva es la guinda del proyecto, puesto que la ACB ve con muy buenos ojos la posibilidad de celebrar una Copa del Rey en un recinto donde se dispute, a pocos metros, el torneo principal y la Minicopa. Ahora sólo resta que las conversaciones se conviertan en realidades y, para eso, la entidad taronja necesita obtener los permisos para comenzar a implementar el calendario de construcción que ya está perfilado. El objetivo de 2021 es muy ambicioso, pero en la entidad valenciana se tiene la certeza de que llegarían a tiempo si no se demora, como ocurrió con L'Alqueria, el papeleo.

Fotos

Vídeos