Cómo serán las etapas de la Volta a la Comunitat

El Sky se presenta con Poels y De la Cruz y el Mitchelton lucirá con los hermanos Yates para optar a la general | Oropesa será el punto de partida de una Volta con dos etapas de montaña, una crono por equipos y el tradicional circuito urbano por Valencia

Héctor Esteban
HÉCTOR ESTEBANValencia

Hace un año, el BMC fue un tren de alta velocidad en la etapa contra el crono por equipos que terminó en la puerta del casino de Orihuela. Los americanos prepararon cada metro de una jornada de casi 40 kilómetros. Una experiencia nueva porque nunca se había dado una contrarreloj por equipo tan larga. El BMC colocó a un jovencísimo Manuel Senni como líder de la prueba. Era la avanzadilla de Greg Van Avermaet, el campéon olímpico del BMC que sólo tuvo que ceder el maillot amarillo al talento del colombiano Nairo Quintana (Movistar), que destrozó a sus rivales en el infierno hormigonado de Mas de la Costa.

La edición anterior de la Volta comenzó en el sur. Este año, la ronda vuelve al norte. Oropesa será el punto de salida de 69 Volta a la Comunitat-Gran Premi Banc de Sabadell. El exclicista Ángel Casero ha logrado consolidar de nuevo en el calendario una prueba que la crisis se llevó por delante en 2008 con Rubén Plaza en lo más alto del podio y que retornó en 2016 de la mano del voraz holandés Wout Poels (Sky). Plaza y Poels estarán en la línea de salida el miércoles 31 y son dos de los aspirantes a estar en los primeros puestos de la clasificación hasta el próximo domingo, donde la prueba terminará en el tradicional circuito urbano de Valencia.

El líder de Movistar ganó en 2004 y 2007 y es su primera vuelta por etapas tras su lesión

En esta edición el abanico de aspirantes al triunfo final es amplio. La figura de Alejandro Valverde pesa mucho en el pelotón internacional. El murciano llega tras dejarse ver en la Challenge de Mallorca y la Volta será su primera oportunidad para probarse tras su aparatosa caída en el prólogo del último Tour. Siete kilómetros de carrera y fracturas en la rótula y en el astrágalo. Valverde quiere coger el testigo de Quintana y escribir su nombre por tercera vez en la Vuelta a la Comunitat. Ya ganó en 2004 y 2007. El costarricense Andrey Amador será su principal escudero.

El valenciano Valls y el italiano Cunego, bajas

El valenciano de Cocentaina Rafa Valls no estará en el siete de Movistar finalmente. El corredor todavía no está recuperado de su lesión en la cadera y ha sido sido sustituido por el portugués Nuno Bico. En el Vini Fantini-Nippo tampoco será de la partida el veterano Damiano Cunego y su dorsal será para Marco Tizza. Entre los locales destaca Rubén Plaza, el último valenciano que ganó la Volta a la Comunitat. El de Ibi, que se impuso en 2008, inicia una nueva etapa en el Israel Cycling Academy. El Burgos-BH tendrá a Óscar Cabedo en sus filas. Antonio Molina será una pieza importantes del Caja Rural y Joan Bou debutará en las filas del Vini Fantini-Nippo.

El Sky aterriza con David de la Cruz como jefe de filas y Woet Poels como plan B. Moscon, Kwiatkowsi y Kyryienka completan una escuadra sobresaliente. El BMC llega con la baza de Van Avermaets junto a De Marchi y Kung y los australianos del Mitchelton (antiguo Orica) no han escatimado con la inscripción de los hermanos Yates y el tragamillas de Albasini, que todos los años moja.

En la nómina de españoles habrá que ver el ánimo con el que se presenta el incombustible Luis León Sánchez (Astana), Igor Antón (Dimension Data) y los hermanos Herrada (Cofidis). El valenciano Rubén Plaza puede tener sus opciones de dejarse ver con el maillot del Israel Cycling, que también tiene en sus filas a Ben Hermans, que fue segundo el año pasado tras Nairo Quintana.

«Vamos a contar con un gran pelotón y ganará un digno heredero de Quintana», señala Casero

«La verdad es que vamos a contar con un pelotón muy importante en la línea de salida. Nos gustaría que al final de la Volta subiera a lo más alto del podio un corredor importante. Valverde reaparece después de su lesión y seguro que quiere dejarse ver. Además, el Sky y el Mitchelton llegan con sendos equipazos. Y no hay que perder de vista al BMC, que van a ser muy importantes en la etapa contra el crono por equipos», señala Ángel Casero, organizador de la prueba.

El favorito. El año pasado Quintana lideró a Movistar y ganó. Ahora lo intentarán con el murciano.
El favorito. El año pasado Quintana lideró a Movistar y ganó. Ahora lo intentarán con el murciano. / EFE

En esta edición, la etapa cronometrada será la tercera. El que quiera ganar la Volta tendrá que tener a su equipo en el punto óptimo porque al día siguiente, el sábado, se jugarán la carrera los favoritos en Las Canteras de Concentaina. La organización quiere que el ciclismo brille en la etapa reina.

Pero Casero apunta a un día clave para seleccionar ya al grupo de aquellos que se presentan en Oropesa para ganar la general final. Será el jueves, en la etapa Bétera-Albuixech de 154 kilómetros y con cinco puertos de montaña en el recorrido. Los dos últimos, el de Eslida y el Garbí de primera categoría. «Estoy convencido de que la última subida hará la selección de los veinte o treinta corredores que tendrán opciones para luchar por la general», señala el que fuera ganador de la Vuelta a España.

La importancia de las bonificaciones en la línea de meta

Una de las novedades de esta edición es que habrá bonificaciones para los tres primeros que lleguen a la línea de meta. El primero tendrá seis segundos; cuatro, el segundo, y dos, el tercero. Un aliciente más para luchar por las victorias de etapa y una forma de tratar de limar desvetanjas respecto a la crono por equipos. Las dos etapas que son favorables para los esprinters son la primera y la última.

Etapa reina con siete puertos

La etapa reina, la que se correrá el sábado en Cocentaina y que asegurará el lleno de aficionados valencianos en las cunetas, es un reto para los ciclistas en este inicio de temporada. Siete puertos de montaña con dos de primera categoría. Pasado el kilómetro 100 el de La Carrasqueta, a más de mil metros de altura. Y la meta en Las Canteras, una subida durísima y explosiva donde seguro que se decidirá el ganador de esta edición de la Volta a la Comunitat. «Es un recorrido muy técnico y va a ser muy bonito para los aficionados», apunta Casero.

Alternativa. Van Avermaet ya lució el año pasado el amarillo. El del BMC va a por todas.
Alternativa. Van Avermaet ya lució el año pasado el amarillo. El del BMC va a por todas. / EFE

En sólo tres años, la Volta a la Comunitat ha vuelto al lugar que se merece. La prueba deportiva decana de la Comunitat fue víctima de la crisis económica, de la falta de patrocinadores y del bache del ciclismo, sacudido desde todas partes. En 2016 se puso de nuevo una primera piedra que hoy en día es cada vez más sólida: «Hemos mejorado sobre todo en el plantel de equipos. Vienen once de la máxima categoría, hay otros once profesionales continentales y tres continentales. Mejora así mucho la calidad y la seguridad de la prueba», apunta la organización. Además, el número de los voluntarios ha crecido y ahora mismo hay una plantilla de casi 900 personas trabajando y colaborando esta semana para que el desarollo de la prueba sea un éxito.

De hecho, la organización tiene cada año que descartar a varios equipos que presentan la solicitud para estar en Valencia. En la línea de meta de Oropesa se darán citan 175 corredores. Eurosport retransmitirá la prueba para 60 países -Colombia e Israel han comprado la señal- por lo que el impacto económico para la Comunitat será muy importante por la televisión.

Fotos

Vídeos