Finales

Los Warriors se proclaman campeones de la NBA

Durant, con el trofeo. /Afp
Durant, con el trofeo. / Afp

Durant logra el MVP tras firmar 39 puntos, capturar siete rebotes y repartir cinco asistencias en el choque que puso el 4-1 ante los Cavaliers

EFE

El alero Kevin Durant con 39 puntos lideró el ataque de los Golden State Warriors, que se impusieron por 129-120 a los Cavaliers de Cleveland en el quinto partido de las Finales de la NBA y se proclamaron nuevos campeones.

Los Warriors ganaron 4-1 la serie al mejor de siete y lograron el segundo título en las últimas tres temporadas, teniendo en todos esos duelos como rivales a los Cavaliers, que en la pasada campaña se proclamaron campeones después de remontar una desventaja de 1-3.

Más información

Durant, que jugó su primera temporada con los Warriors tras abandonar a los Thunder de Oklahoma City para convertirse en agente libre, volvió a ser el hombre decisivo en el ataque de los Warriors al anotar 14 de 20 tiros de campo, incluidos 5 de 8 triples, y estuvo perfecto 6-6 desde la línea de personal. El alero estrella de los Warriors también capturó siete rebotes y repartió cinco asistencias para ser nombrado ganador del premio de Jugador Más Valioso (MVP) de las Finales.

"Ha sido una temporada de ensueño y todo el equipo se merece el premio", declaró Durant. "Increíble la manera como se trabaja en este equipo y como luchamos todos unidos".

Junto a Durant, el base Stephen Curry también fue decisivo con un doble-doble de 34 puntos, 10 asistencias, seis rebotes y tres recuperaciones de balón. Mientras que el escolta reserva Andre Iguodala surgió de nuevo como el factor sorpresa al conseguir 20 puntos después que Klay Thompson volviese a protagonizar una floja actuació con sólo 11 tantos, tras fallar nueve de 13 tiros de campo. El ala-pívot Draymond Green, que mantuvo la compostura, también hizo una gran labor de equipo y defensiva al conseguir un doble-doble de 10 puntos, 12 rebotes, repartió cinco asistencias y recuperó dos balones.

La clave del partido estuvo en el segundo periodo cuando los Warriors rompieron el partido a su favor con racha de 21-2 que sería decisiva. Luego en el cuarto cuando los Cavaliers intentaron la remontada, Durant surgió una vez más con su mejor toque de muñeca y anotó 10 puntos, incluidos un triple que sería decisivo.

Los Warriors llegaron al descanso con la ventaja de 11 puntos (71-60), que nunca más perdieron, aunque los Cavaliers se colocaron varias veces a tres tantos. Pero esta vez, a diferencia de lo que sucedió la pasada temporada, con Durant como estrella, los Warriors respondieron de nuevo con rachas anotadoras que les aseguraron la victoria y mantuvieron la tradición que ningún equipo la NBA que han estado abajo 0-3 han podido remontar.

A pesar que el alero estrella LeBron James brilló de nuevo con una gran actuación individual al aportar un doble-doble de 41 puntos, 13 rebotes, 8 asistencias, recuperó dos balones y perdió tres.

James, que en 2012 ganó a los Thunder con Durant en sus primeras Finales de la NBA al frente de los Heat de Miami, nada más concluir el partido se fue a abrazar al alero estrella de los Warriors, al que le habló permanentemente al oído.

Junto a James, otros tres titulares de los Cavaliers tuvieron números de dos dígitos, incluidos los 26 puntos del base Kyrie Irving y los 25 de J.R. Smith, además de los 15 tantos que anotó el pívot Tristan Thompson, que esta vez no pudo dominar en el juego bajo los aros.

La gran decepción del partido para los Cavaliers fue el ala-pívot Kevin Love que anotó sólo seis puntos (2-8, 0-3, 2-5), capturó 10 rebotes y dio dos asistencias. Mientras que el banquillo de los Cavaliers aportó 7 puntos por 35 de los reservas de los Warriors.

Nada más concluir el partido, el mundo de las apuestas, en Las Vegas, ya daban a los Warriors como los grandes favoritos a revalidar el título de campeones para la temporada del 2017-18.

Fotos

Vídeos