NBA

Un buen Pau Gasol no evita la derrota de los Spurs

Pau Gasol anota una canasta durante el partido. /Reuters
Pau Gasol anota una canasta durante el partido. / Reuters

El pívot español anotó 14 puntos, capturó nueve rebotes, repartió cuatro asistencias y puso tres tapones

EFESan Antonio (EE UU)

El escolta Victor Oladipo encabezó una vez más el ataque de los Pacers de Indiana al aportar 19 puntos y su equipo se impuso de visitante por 86-94 ante los Spurs de San Antonio a los que les rompió una racha de ganadora de 14 partidos consecutivos en su campo del AT&T Center.

Los Spurs (19-3), que tienen la mejor marca de la NBA de locales, no habían perdido en su campo desde el pasado 10 de noviembre cuando se enfrentaron a los Bucks de Milwaukee y cayeron derrotados por 87-94.

Oladipo, que también capturó cuatro rebotes y recuperó tres balones, tuvo el apoyo de otros tres titulares que lograron números de dos dígitos.

El base Darren Collison llegó a los 15 puntos con cuatro asistencias y también recuperó tres balones de los 14 que sumó el equipo por sólo 11 perdidas.

Mientras que el ala-pívot Thaddeus Young aportó otros 14 tantos, siete rebotes, cuatro asistencias y tres recuperaciones de balón que lo dejaron como el más completo de los Pacers, que rompieron la racha de tres derrotas consecutivas en sus visitas a San Antonio.

El escolta-alero croata Bojan Bogdanovic fue el cuarto jugador que tuvo números de dos dígitos al anotar 10 puntos y el escolta reserva Lance Stephenson consiguió nueve puntos con ocho rebotes --líder del equipo-- y repartió tres asistencias.

La victoria permitió a los Pacers (25-22) romper la racha de dos derrotas consecutivas y mantenerse en el sexto lugar de la Conferencia Este.

El pívot español Pau Gasol con 14 puntos encabezó el ataque de los Spurs, que tuvieron a cinco jugadores con números de dos dígitos, pero su líder encestador, el ala-pívot LaMarcus Aldridge se quedó con apenas 10 tantos tras fallar 9 de 14 tiros de campo que hizo.

Gasol si estuvo eficaz en los tiros a canasta al anotar 6 de 8 y los dos fallos fueron desde fuera del perímetro, además de acertar 2 de 3 lanzamientos de personal en los 31 minutos que disputó.

El jugador de Sant Boi también tuvo protagonismo dentro de la zona al capturar nueve rebotes, incluidos ocho defensivos, también repartió cuatro asistencias, puso tres tapones, perdió dos balones y cometió dos faltas personales.

El base francés Tony Parker, que salió de reserva llegó a los 12 tantos con cinco asistencias, como lo hizo el escolta Bryn Forbes que también anotó 12 tantos, incluidos dos triples de cinco intentos.

Sin Leonard, Ginóbili y el ala-pívot Rudy Gay, también lesionado, el entrenador de los Spurs, Gregg Popovich, decidió sacar a Parker como reserva, la decimocuarta vez que el jugador francés lo hace en los 1.165 partidos que ha disputado como profesional en la NBA.

La derrota también le costó a los Spurs bajar al cuarto lugar de la Conferencia Oeste y dejar el tercero que ahora lo ocupan los Timberwolves de Minnesota, que tuvieron jornada de descanso.

Willy Hernagómez, dos puntos

Los Angeles Lakers, con seis hombres en dobles dígitos, desdibujaron a los New York Knicks y se apuntaron la victoria, la quinta seguida en casa, por 127-107 gracias al trabajo de la pareja formada por Jordan Clarkson y Julius Randle.

Clarkson terminó con 29 puntos y 10 asistencias, mientras que Julius Randle aportó 27 tantos, 12 rebotes y 5 asistencias. Por los Knicks, Kristaps Porzingis firmó 17 puntos y el español Willy Hernagómez sumó 2 puntos, 2 rebotes y 2 asistencias en 8 minutos.

Los Lakers ganaron sin el base novato Lonzo Ball, que se perdió su cuarto partido seguido a causa de una lesión de rodilla.

Entre Randle y Brook Lopez anotaron los primeros 19 puntos de su equipo en un primer cuarto vistoso e igualado, marcado por el poderío en ataque de Porzingis, Enes Kanter y Courtney Lee y el acierto desde el tiro libre de los angelinos (5/5), especialmente tras haber batido el récord negativo de acierto (2/14, un 14,3 por ciento) en el choque anterior, frente a Indiana.

Un triple de Kyle Kuzma dio la primera ventaja serie del duelo a los californianos (43-34), que se gustaban a sí mismos con un "alley-oop" de Alex Caruso a Larry Nance Jr. mientras las filas visitantes se rearmaban con Michael Beasley y Frank Ntilikina (49-46), hasta que la cuarta personal del alero en ocho minutos sobre la pista desactivó la reacción de los de la Gran Manzana.

Los locales mantuvieron el colchón durante buena parte del segundo cuarto (55-46), pero los Knicks volvieron apretar con la entrada en pista de Hernangómez poco antes del descanso y se pusieron por delante con siete puntos seguidos de Tim Hardaway Jr. y dos triples de Lee y Porzingis (71-76).

A Luke Walton no le gustó un pelo la actitud de los suyos y mandó al banquillo a todos sus titulares en pleno festival de Porzingis (78-84). La decisión surtió efecto y los Lakers recobraron el espíritu competitivo con un inesperado líder como Caruso, decisivo a la hora de llegar al último cuarto con 97-89.

La atención en defensa y la paciencia buscando el pase extra obraban maravillas para los Lakers (110-99), que no encontraron mayores dificultades para anotarse la victoria en una recta final sólida y repleta de madurez.

Fotos

Vídeos