Si la vida te da limones…

Correr para vivir

La resiliencia no es innata a las personas, sino que se adquiere en determinadas circunstancias de la vida

NATACHA LÓPEZValencia

Muchos de vosotros pensaréis que nuestra capacidad de resiliencia es grande … y sí, yo también lo pienso. Pero esta cualidad no es innata a las personas, sino que se adquiere en determinadas circunstancias de la vida, sobre todo para asegurar la supervivencia. En estos dos últimos años, nuestra vida, la que creíamos casi perfecta, nos enseñó a estar siempre alerta y no relajarnos en la búsqueda de la felicidad … porque en ocasiones, lo que creemos que es ideal, es tan sólo un “estado de confort” que se puede mejorar … ¡y mucho!

Lea el post completo aquí.

Fotos

Vídeos