«He estudiado el circuito y es muy rápido; vamos a correr mucho»

Marta Esteban, ayer, en la meta de Valencia. / Jesús Signes
Marta Esteban, ayer, en la meta de Valencia. / Jesús Signes

La valenciana Marta Esteban enfoca la temporada hacia el Europeo de Berlín, pero no podía fallar en un Mundial en su casa

F. MIÑANA VALENCIA.

Marta Esteban vive colgada de un reloj. Sale a entrenar y no para de mirarlo. Le piden una entrevista, y ve qué hora es. Empiezan las preguntas y observa cuánto va a durar. En Sevilla, hace unas semanas, no le gustó su cara, pues se quedó a 37 segundos de su marca personal en maratón (2:30.47), pero allí se proclamó campeona de España y logró una plaza para el Europeo de Berlín del próximo verano. Es su gran objetivo para 2018, donde buscará el mejor resultado internacional de su carrera. Por eso no pudo centrarse en el Mundial de medio maratón de Valencia, aunque no podía fallar: éste es su territorio.

La atleta del Cárnicas Serrano, 46 kilos, una pluma, llega «en la mejor forma posible» teniendo en cuenta que su preparación no iba enfocada al 24 de marzo, aunque espera tener una actuación relevante. «No estoy para mejorar mi marca (1:12.08), pero llego bien. La lástima va a ser el viento porque el circuito es increíble. Lo he estado estudiando con detenimiento y es muy muy rápido. Yo creo que vamos a correr mucho».

Hace dos años, en Cardiff, debutó en esta prueba. Acabó en el puesto 64 con un tiempo de 1:16.52. Quizá ese puede ser un primer reto, aunque lejos del mejor resultado de una valenciana, de 1993, cuando Mónica Pont fue vigésimo primera. Solo espera no encenderse demasiado al calor del público que la jaleará durante todo el recorrido. «Correr en casa es un arma de doble filo; puede hacer que te venza la ansiedad. Yo ya corrí un maratón en Valencia siendo el ojo del huracán, pero un Mundial es otra cosa. Lo puedes enfocar con que supone mucha más presión o con que vas a tener a mucha gente apoyándote. Yo intentaré que su influencia sea positiva». Hace dos años, cuando logró la mínima para el Mundial de Londres en el Maratón Trinidad Alfonso no paró de recibir gritos de ánimo durante los 42 kilómetros, una sensación muy especial. «Es una experiencia muy bonita. Lo notas cuando sales a otra ciudad. Cuando corrí en Sevilla me llamó la atención que también gritaban mi nombre, pero en Valencia era en todo momento, todo el mundo me conocía. Y el público valenciano, además, lo forma mucha, mucha gente. Espero que mañana sea lo mismo y disfrutemos mucho».

Marta mira el reloj. Ya está. Se marcha y deja atrás la zona de meta, donde ha formado parte de la presentación de la carrera al lado del incombustible Bernard Lagat. Y posando al lado de leyendas como Paula Radcliffe, Lornah Kiplagat, Tegla Loroupe, Sonia O'Sullivan y Elana Meyer. Palabras mayores.

Fotos

Vídeos