«Llevo una señora dentro de mí»

Carlos Santos, caracterizado como Avelina, con sus compañeros de reparto. / telecinco
Carlos Santos, caracterizado como Avelina, con sus compañeros de reparto. / telecinco

Carlos Santos interpreta a Sergio y a Avelina, un personaje que tiene que disfrazarse de mujer para poder ver a sus hijos en 'Ella es su padre', la comedia que graba Telecinco este verano

MIGUEL ÁNGEL ALFONSO

A Carlos Santos (Murcia, 1977) tardan cuatro horas en convertirlo en mujer cada mañana antes del rodaje de 'Ella es su padre', la comedia que Telecinco graba este verano. El ganador de un Goya al mejor actor revelación por 'El hombre de las mil caras' interpreta a un mismo personaje, con dos caras. Sergio, un padre que tiene que disfrazarse de mujer, Avelina, para poder ver a sus hijos.

- No sabemos sin llamarle Avelina o Sergio.

- Es un jaleo. Sergio es un padre separado, rockero, con su banda de música, que está atravesando un momento chungo. En una de estas un juez le impide ver a sus hijos y se le pasa por la cabeza vestirse de mujer para encontrar trabajo en el colegio donde estudian ellos en un alarde de locura, y ahí surge Avelina.

- ¿Cuánto tardan en caracterizarle de mujer?

- Cuatro horas de maquillaje y otra hora de desmaquillaje. Llevo una prótesis de silicona desde debajo de los párpados hasta el escote, peluca, redecillas de sujeción... Los responsables son los de DDT, que tienen un Oscar por 'El Laberinto del Fauno'.

- ¿Cómo se vio la primera vez?

- Me sentí como una mujer. Como actor me van a tener que contratar un psicólogo por el tema de la bipolaridad, es un personaje que estaba ahí, yo no lo he ensayado, la señora ésta surgió en cuanto me maquillaron. Y eso me preocupa, porque llevo una señora de cincuenta años latente dentro de mí (risas).

- Recuerda a 'Señora Doubtfire'.

- Sí, y no ocultamos las referencias. Tampoco las de 'Con faldas y a lo loco' o 'Tootsie'. No es algo que te planteas en tu carrera, pero tampoco me planteaba hacer de Luis Roldán. Es algo muy divertido, un reto.

-¿Se parece a su madre?

- (Risas) Hay cosas en las que recuerdo a mi madre y otras a mi tía Ana. Me salen cositas de ambas.

- ¿Qué ha aprendido de las mujeres?

- ¡Uy! Muchas cosas y algunas muy útiles... Luego te cuento.

Un papel liberador

- ¿Se complementan bien ambos personajes?

- Una de las claves del personaje es que Sergio es como Superman y Clark Kent. Es un tipo amargado, pero cuando se pone el disfraz de Avelina hace todo lo que no se atrevería a hacer a través de ella. Lo que más me gusta como actor es que estoy haciendo las típicas escenas que hacen mis compañeras femeninas en las series.

- Rubén Cortada hace aquí de su hermano.

- Ya se dice en la serie, que somos hermanastros. Estaba claro que necesitaban a un hermano tan guapo como yo... No está mal (bromea).

- Es la tercera serie que hace con él.

- Nos caemos muy bien desde que nos conocimos en 'El tiempo entre costuras' (Antena 3), hay mucho 'feeling', sobre todo desde que somos familia...

- Usted también tiene un grupo de música en la vida real.

- Al principio en la serie me pusieron a tocar el teclado, que de todo lo que toco es lo que peor se me da. Aunque ya me han puesto con la guitarra y me siento más cómodo. Es de las cosas que más me gustan de este proyecto, porque yo me subí antes a un escenario a cantar que a actuar. Sí, tengo mi grupo con mis amigos de Murcia, una banda de versiones, y nos juntamos de vez en cuando.

- ¿Qué poso le dejó el premio Goya?

- No he tenido tiempo de disfrutarlo, pero era un premio que ni me planteaba que me fuera a caer a mí. De repente verte subiendo a recoger uno... Lo tengo encima de un altavoz, donde lo dejé al día siguiente de la ceremonia, ¡ahí se quedó! Como el que deja el móvil.

Fotos

Vídeos