Olga Álvarez, gestora: «No tiene sentido enfocar Espai Mutant a las artes vivas sin el sector de tu parte»

La coordinadora artística de El Musical y de la nueva sala La Mutant, Olga Álvarez. / Juanjo Monzó
La coordinadora artística de El Musical y de la nueva sala La Mutant, Olga Álvarez. / Juanjo Monzó

La Coordinadora Artística del Teatre El Musical y del escenario de las Naves rechaza que la oferta de la ciudad merme al asumir una persona dos espacios y descarta la producción propia en el espacio del Cabanyal

Noelia Camacho
NOELIA CAMACHOValencia

Olga Álvarez lleva algo más de un año como coordinadora artística del Teatre El Musical (TEM) desde que fue elegida mediante convocatoria abierta. Además, ahora es la responsable de tomar las riendas de la programación del Espai Mutant, la nave 3 del complejo de Juan Verdeguer que ha pasado a manos de la concejalía de Acción Cultural. Ajena a polémicas, Álvarez reivindica que el teatro del Cabanyal ha logrado fidelizar al público y asegura que trabaja ya en las propuestas para la rebautizada La Mutant, un espacio llamado a aglutinar la danza y el circo.

-Lleva más de un año como coordinadora artística del Teatre El Musical (TEM). ¿Qué balance hace?

-En 2017 seguimos creciendo a nivel general. Siguió la línea de la temporada pasada de consolidar público. Hemos notado que hay una estabilidad, que se ha ganado en solidez. Se ve en espectadores que ya son un público fiel, que está viniendo mucho al TEM. El teatro está en el punto de mira de la ciudadanía como un centro de artes escénicas afianzado.

Las claves

Anterior programación
«No conozco la existencia de ningún dossier en las Naves ni tengo ninguna directriz de la concejala»
Proyecto
«No nos podemos comparar con el Mercat de les Flors de Barcelona, ni en equipo ni en presupuesto»

-¿Dónde tiene cabida la producción propia a corto o medio plazo? ¿Se llevará a cabo en próximas temporadas?

-Nosotros comenzamos desde el principio siendo muy prudentes. Yo soy muy consciente de cómo es este proyecto, de que debemos cumplir esos objetivos de vocación pública y de apertura al barrio, a la ciudadanía y a los creadores y creadoras y de esta ciudad. Y lo estamos cumpliendo. En lo que se refiere a la producción propia, ya están las ayudas de la concejalía de Acción Cultural. Nosotros, hoy por hoy, no tenemos en mente poder desarrollar producción propia. Puede ser en un futuro, a mí me gustaría. Pero hay que ser conscientes de los recursos con los que contamos.

-¿Cuenta El Musical con recursos suficientes?

-Cualquier profesional siempre aspira a más. Cada vez hay más actividad, más proyectos que requieren de recursos no sólo económicos, también humanos. Yo pediría más personal y más presupuesto.

-En algunos sectores de las artes escénicas valencianas hay ciertas críticas de que apenas se programan compañías de la Comunitat...

-No sé por parte de qué sector puede llegar esa crítica. Yo sí considero que en el TEM hay una apuesta fuerte por la creación valenciana. De hecho, el pasado mes de noviembre tuvimos dos estrenos absolutos: el del artista Vicente Arlandis y el de la compañía Pérez & Disla. Ellos vienen a presentarme proyectos, que yo no he visto, de los que no tengo material... Con estas compañías apuestas ciegamente. Es más, incluso hay un acompañamiento e interés. Desde aquí se está haciendo una labor como centro público, que es nuestra responsabilidad, de acoger y albergar a esos creadores que venían de una etapa más austera y oscura. Y no sólo apostamos a nivel de exhibición, sino también por la formación. En nuestra marca FormaTEM, todos los que imparten los talleres son valencianos. De hecho, en enero tenemos a Joaquín Collado, que ha decidido crear su compañía y que ha estrenado en la Bienal de Albania gracias a una ayuda de la Concejalía de Juventud y el TEM.

-¿Se llena el TEM? ¿Se ha incrementado el número de espectadores?

-Se llena. El primer año fue la eclosión de un espacio recuperado. Hubo mucha expectación. Pero sí no hay calidad, la gente viene una vez pero no hay continuidad. En torno al 85 o 90 % de ocupación fueron las cifras de la temporada 2016-2017. Y este año se mantienen. Hemos colgado el cartel de 'sold-out' en muchos espectáculos.

-Usted y el equipo de El Musical tutelan desde ayer mismo el Espai Mutant. ¿Cuándo se va a abrir definitivamente, tras estar cerrado durante más de un año?

-No puedo dar una fecha concreta, pero sí se abrirá en el primer trimestre de este año. Las obras han finalizado y faltan esos procesos administrativos para que todo esté perfecto. Ya he tenido conversaciones con la profesión, ha habido correos electrónicos con las asociaciones profesionales para invitarles a que, ya no sólo colaboren, sino a que participen en un proyecto que versa sobre las artes vivas. Valencia no tenía una casa de estas características como va a ser La Mutant, con un concepto entendido en su máxima expresión. También heredamos el patio contiguo. Me he reunido con las asociaciones y los responsables de los conservatorios para que presenten proyectos y el espacio arranque con una actividad que no sólo corresponda a un programación regular. No tiene sentido enfocar un espacio a las artes vivas si no tienes al sector de tu parte.

-¿Quién va a elegir esas propuestas que lleguen de las asociaciones? ¿Se va a contratar a algún programador externo?

-Va a haber una convocatoria siempre abierta. Con compañías valencianas, nacionales e internacionales. Yo no tengo noticias de que venga alguien de fuera. Para La Mutant estaré yo como coordinadora artística y con un equipo de producción.

-¿Puede mermar la oferta de la ciudad el hecho de que una misma persona coordine dos espacios?

-Es que son líneas diferenciadas. El TEM continuará siendo el espacio que era hasta ahora, programando artes escénicas como teatro, danza, performance... La Mutant se va a especializar en artes vivas. Son dos espacios diferentes en cuanto a forma y a aforo. Yo no voy a dejar de programar danza en El Musical, porque hemos ganado un público fiel. Va a haber dos líneas muy claras, que no van a ser contrapuestas.

-En el horizonte, ¿sigue la intención de copiar el modelo del Mercat de les Flors de Barcelona?

-La Mutant tiene la responsabilidad de generar nuevos públicos. Y no nos podemos comparar con el Mercat de les Flors de Barcelona. Ya me gustaría tener el presupuesto y el equipo técnico que ellos tienen. Pero Valencia va a tener una nueva apertura y va a haber una mirada desde fuera en el que se note que hay propuestas muy interesantes.

-Los anteriores programadores del Espai Mutant han asegurado que, antes de ser despedidos, redactaron un dossier con algunas propuestas de programación. ¿Usará ese documento?

-Yo no conozco la existencia de ningún dossier ni tengo ninguna directriz de la concejala. Como profesional, lamento los despidos.

Fotos

Vídeos