La realidad invisible de Paul Graham

La exposición 'La Blancura de la Ballena', de Paul Graham, en Bombas Gens. / manuel molines
La exposición 'La Blancura de la Ballena', de Paul Graham, en Bombas Gens. / manuel molines

Bombas Gens exhibe una veintena de imágenes sobre la desigualdad racial y social de América en 'La Blancura de la Ballena' El fotógrafo británico busca abrir conciencias a través de sus instantáneas callejeras

MARTA BALLESTER VALENCIA.

El poder de la imagen es indiscutible, ya no solo porque el 90% de la información que procesa el cerebro es visual, sino porque en el mundo de hoy, donde todo va demasiado rápido, una fotografía fija puede ser capaz de hacer parar y reflexionar a quien quiere ver más allá. Precisamente esto es lo que consigue el prestigioso fotógrafo británico, Paul Graham, en la exposición que inauguró ayer en Bomba Gens Centre d'Art.

La muestra 'La Blancura de la Ballena' reúne por primera vez tres series fotográficas del artista realizadas en Estados Unidos entre 1998 y 2011. Un total de 24 imágenes sobre la desigualdad racial y social que hay en la vida cotidiana y «no queremos ver». La realidad invisible queda al descubierto con esta obra.

Una muestra «dura y tierna como la vida misma», definió la directora de la Fundació Per Amor a l'Art, Susana Lloret. El artista explicó que su intención es «abrir conciencias» a todas aquellas personas dispuestas: «Tienes que querer ver para descubrir lo que hay más allá. Este es el reto que tiene el público».

«La fotografía supone bailar con la vida tal y como viene en cada momento», sostiene Graham

Precisamente, Graham utiliza el título de la exposición que hace referencia a uno de los capítulos de 'Moby Dick', de Herman Melville, como metáfora literaria que sugiere la ceguera del ser humano debida a una creencia determinada que no permite ver lo que sucede en la propia sociedad. «En la novela, el capítulo narra como un hombre lleva a la destrucción a su barco, su tripulación y su proyecto de vida y no hace falta incidir en la comparación que hay con América, que busca el neocapitalismo sobre todas las cosas», alegó el fotógrafo.

El marco expositivo que gira entorno a los Estados Unidos se divide en tres salas con cada una de las series. Esta trilogía informal comienza con 'American Night', el primer conjunto de fotografías producido por Graham en EE.UU. Una exploración del país que fija su mirada en las divisiones socioeconómicas, que quedan reflejadas con imágenes sobreexpuestas y blanquecinas, casi invisibles, y fotografías a todo color. Un contraste que «frustra y reta a descubrir qué hay en esas fotografías veladas», argumentó el artista.

Si en esta primera parte juega con la luz que filtra en su cámara, en la siguiente sala lo hará con los tiempos. 'A shimmer of possibility' viaja por «la belleza de lo cotidiano», detalló. Las secuencias fotográficas cruzan espacios temporales y espaciales, descubren cómo evoluciona cada sujeto y reproducen esas cosas pequeñas, naturales e imprevisibles de la vida. «Deseo con ello que la gente aprecie esos momentos fugaces y bonitos del día a día», declaró Graham. Por último, 'The Present' representa la fotografía callejera, la frenética energía de Manhattan y los cambios en la atención de la mirada. Jugando con el enfoque de su cámara se cobra conciencia de la capacidad de atención a medida que pasa la vida.

«La obra está abierta a que cada uno la pueda mirar desde su punto de vista», alegó la directora de Bomba Gens, Nuria Enguita. Aunque añadió que la fotografía de Graham «transforma nuestra propia mirada». Cuatro de las obras que se exponen en la muestra pertenecen a la Colección Per Amor a l'Art, que cuenta con un total de nueve obras del artista. «Lo que más atrae de su trabajo es que nunca se repite porque toma riesgos», expresó el director del área de arte de la fundación, Vicente Todolí.

Para el fotógrafo, «el arte no es un lujo sino una necesidad», por ello ya está trabajando en su próximo trabajo que será más universal. «La fotografía supone bailar con la vida tal y como viene en cada momento», concluyó.

Fotos

Vídeos