Las Provincias

Les Arts invita a la ópera a 700 taxistas de la ciudad

Fachada del Palau de les Arts Reina Sofia.
Fachada del Palau de les Arts Reina Sofia.
  • El Palau Reina Sofia presenta la versión original y más dramática de 'El gato montés' y trata de ampliar el público del coliseo

El Palau de Les Arts Reina Sofia de Valencia pondrá en escena este domingo, 30 de octubre, la versión original de la ópera 'El gato montés', de Manuel Penella, pero "acentuada hacia el drama", según ha explicado su director musical, Óliver Díaz, quien ha subrayado que la obra aborda temas de actualidad como las diferencias sociales o la violencia hacia la mujer.

El intendente-director artístico del coliseo, Davide Livermore, ha explicado que el ensayo general estará abierto a 700 taxistas de la ciudad, que podrán acceder de forma gratuita solo con mostrar su licencia, para que "sepan qué pasa aquí" y cuando alguien les pida que les lleve al Palau de Les Arts Reina Sofia digan: "Ah, la ópera, no el acuario", ha bromeado, ya que en muchas ocasiones se toma el teatro como referencia para acudir al Oceanogràfic.

Según ha explicado en tono divertido Livermore, la mayoría de veces que coge un taxi en la ciudad, le pregunta el conductor: «Pero... ¿qué hay ahí?». De esta manera, se trata de promocionar, a través de este transporte público, la programación del Palau de Les Arts.

Con este acto se quiere "reconocer que el camino de apertura y de la importancia del teatro público y de implicar al ciudadano en la vida cultural" de forma que "toda la sociedad pueda estar representada en una sala". "La calidad de vida de una sociedad puede ser muy diferente si tiene acceso directo con la cultura, con la inteligencia y la belleza", ha reclamado.

La obra, producida por el Teatro de la Zarzuela de Madrid, estará en escena hasta el 5 de noviembre y cuenta con Juan Carlos Plaza en la dirección de escena y la coreografía de Cristina Hoyos.

Óliver Díaz ha destacado en rueda de prensa que esta ópera, que está a punto de cumplir su centenario, es una de las piezas "cumbre" del repertorio lírico español junto a "Las golondrinas", de José María Usandizaga, ya que marcaban el camino del futuro de la ópera española pero acabaron en el "olvido" desplazadas por la género de la zarzuela.

La versión de "El gato montés" que se presenta en el Palau de Les Arts, sobre la que se han escrito diferentes finales, entre ellos uno "feliz" para su representación en Broadway, es la original de Penella aunque "acentuada hacia el drama", ha explicado Díaz.

La ópera cuenta con Juan Carlos Plaza en la dirección de escena, quien ha confesado que su primera reacción cuando le ofrecieron participar en este montaje fue decir "no, antes muerto", por la tendencia de relacionar la obra con el "pasodoble y con Franco", pero tras estudiarla se dio cuenta de que encierra "una de las grandes obras de la música y de la dramaturgia española".

Plaza ha señalado asimismo que le "enamoró" de la historia su enorme "profundidad", además de su "pasión por encima de la razón, la injusticia social, el tratamiento racial de una etnia como los gitanos, las diferencias sociales de los poderosos y los débiles, y la mujer como objeto de violencia y de maltrato", temas tan de actualidad, ha indicado.

Para el montaje, el director de escena optó por hacer una síntesis, eliminar todo lo que pudiera parecer superficial o folclórico, "y hacer realmente una tragedia que nos une con la fiesta de los toros y el Minotauro".

Como resultado, el montaje que podrá verse en el Palau de Les Artes presenta las imágenes más duras de la España "seca y de raíz profunda", y de la "incultura y la manipulación de la gente" que no sabe dónde va, "una ópera absolutamente actual" y para la que ha contado, ha señalado, con la "enorme inteligencia" de todas las personas que han participado en el proyecto.

El montaje ha contado también con la colaboración de la coreógrafa Cristina Hoyos, quien ha bromeado que a parte de la dificultad de idear un baile en unas escaleras, los bailarines interpretan también y se adaptan a los momentos dramáticos y más alegres de la historia.

"Es una coreografía sencilla, porque hace cien años no se bailaba como hoy en día, con una mezcla de zapateos y movimiento de cuerpos de acuerdo con aquella época", ha explicado la coreógrafa.

Un día antes del estreno de la ópera, el viernes, el ensayo general estará abierto a 700 taxistas, con el objetivo de que este colectivo "sepa qué es lo que pasa aquí" y que conozca la importancia del teatro público y de la participación de cada ciudadano, en la vida cultural, ha señalado Livermore.

Las cuatro funciones de la ópera "El gato montés" (los días 30 de octubre, y el 1,3 y 5 de noviembre) estarán dedicadas a la memoria del crítico musical Alfredo Brotons fallecido el pasado mes de julio.