Los costes de cerrar el Escalante

'Pi', de OtraDanza, se representa hasta el 8 de febero en la Sala Russafa./LP
'Pi', de OtraDanza, se representa hasta el 8 de febero en la Sala Russafa. / LP

Entre los gastos destacan los 18.000 euros por alquilar la Societat Coral El Micalet para la escuela y los más de 20.000 por ocupar Sala Russafa durante un mes | La Diputación invierte 120.000 euros para seguir programando en otros espacios tras la clausura del teatro

Noelia Camacho
NOELIA CAMACHOValencia

El cierre del teatro Escalante en octubre de 2016 tras detectarse desperfectos en el edificio, que hicieron que la Diputación de Valencia rescindiese el pasado mes de diciembre el contrato con los dueños del inmueble, no sólo puso en jaque un proyecto escénico de más de tres décadas, sino que supuso un verdadero quebradero de cabeza para la Diputación a la hora de seguir manteniendo la programación pese a no tener una sede fija. «El proyecto del Escalante va más allá del espacio», volvió a asegurar la diputada de Teatros, Rosa Pérez Garijo, durante la presentación del montaje 'Pi' el pasado lunes. Y es cierto que, durante el algo más de un año que lleva la oferta cultural sin espacio se han seguido representando las producciones impulsadas desde la corporación provincial.

Pero no ha sido gratis. La Diputación ha tenido que invertir, hasta la fecha, cerca de 120.000 euros para seguir subiendo el telón. Una cantidad que obedece a los pagos realizados tanto al Teatre El Musical (TEM), donde recaló nada más conocerse el mal estado del edificio, como al teatro Martín i Soler del Palau de les Arts, que también ha acogido montajes del Escalante durante todo este tiempo. Pero en lo invertido también se incluyen otras partidas que han ido destinadas a pagar desde el alquiler del nuevo espacio para ubicar la escuela de teatro como el arrendamiento de salas privadas de la ciudad a las que se ha tenido que recurrir para representar otras obras.

Algunos datos

35.300
euros pagó la Diputación por trasladar su oferta al Teatre El Musical entre 2016 y 2017.
44.300
euros ingresó Les Arts para sufragar la luz, seguridad y mantenimiento del teatre Martin i Soler.
2018

Hasta junio, la escuela se desarrollará en la Societat Coral El Micalet. El alquiler cuesta 18.000 euros.

Según datos a los que ha tenido acceso LAS PROVINCIAS, cuando se conoció el cierre del edificio, la Diputación firmó un convenio con el TEM por el que se le abonaron 35.300 euros en concepto de limpieza y luz. Después, el Escalante siguió desarrollando su actividad cultural en el teatre Martín i Soler de Les Arts. La instalación de 'Les aventures de T. Sawyer' en el coliseo de ópera supuso una inversión de 10.300 euros por representarse en marzo del año pasado. Este importe sirvió para cubrir los gastos de mantenimiento, luz, limpieza, seguridad, enfermería y técnicos derivados de la utilización del espacio ya que la cesión, al tratarse de un enclave de titularidad pública, fue gratuita. Pero el auditorio valenciano también ingresó otros 34.000 euros por acoger entre octubre y diciembre de 2017 las funciones de 'L'home invisible'.

Desde la institución provincial se afirma a este diario que estos gastos hubieran sido abonados de igual forma si el inmueble que durante treinta años albergó la oferta teatral -y por el que la Diputación pagaba 60.000 euros anuales por el alquiler- hubiera seguido en funcionamiento. Sin embargo, a estas cantidades sí hay que sumar varios gastos añadidos como son los 18.000 euros que se van a pagar a la Societat Coral El Micalet por el alquiler de un espacio para albergar la escuela de teatro del Escalante hasta el próximo mes de junio.

El uso del TEM y Les Arts obliga a la corporación a pagar la luz, la seguridad o la limpieza

En este sentido, las entidades públicas no han sido las únicas que han acogido el proyecto teatral. Teatros privados valencianos también han salido al rescate del proyecto cultural. Es el caso de la Sala Russafa, el Talía y Espacio Inestable. Por ocupar el primer espacio, que desde el pasado lunes representa el montaje 'Pi', de la compañía valenciana OtraDanza, la corporación tendrá que sufragar los 20.300 euros del arrendamiento de un enclave con el que, al no ser de titularidad pública, no se puede suscribir un convenio. Hasta la fecha, todas estas cantidades -35.300 para el TEM, 44.300 para Les Arts, 18.000 por alquilar la Societat Coral El Micalet y los 20.300 por Sala Russafa- suman un total de casi 120.000 euros, a los que habrá que añadir el importe que pague la corporación por el Talía -donde en marzo se estrenará 'Les 7 diferències', e Inestable. Y es que, según Pérez Garijo, la búsqueda de una sede fija «está parada», por lo que los costes se irán aumentando.

No obstante, no todo han sido gastos para la corporación. Otros espacios públicos han cedido sus instalaciones de manera gratuita, asumiendo ellos mismos la inversión que conllevaba acoger los montajes y las actividades. Así, en mayo del año pasado, la celebración del ciclo Menut Teatre se desarrolló en el MuVIM, el museo que pertenece a la Diputación. Además, el ciclo de Memoria Histórica, celebrado en la sala Matilde Salvador de La Nau el pasado octubre, y Nadal a l'Escalante, que recaló en Navidad en el Rialto, fueron acogidos en estos enclaves sin coste para la institución.

Temas

Teatro

Fotos

Vídeos