El Ayuntamiento repartirá 190.000 euros a salas privadas tras eliminar la ayuda directa

La concejalía de Acción Cultural subvencionará con un máximo de 31.650 euros al teatro que programe a compañías valencianas

N. CAMACHO

valencia. La Concejalía de Acción Cultural del Ayuntamiento de Valencia anunció ayer que va a destinar medio millón de euros en ayudas a las artes escénicas de la ciudad y, entre ellas, se incluye una nueva partida de 190.000 euros a las salas pivadas que programen a compañías locales.

Esta subvención llega después de las críticas de los teatros por la eliminación en la última convocatoria de las ayudas directas al mantenimiento de las salas, un hecho que levantó las críticas de aquellos escenarios de titularidad privada que, según denunciaron, habían sido los encargados de «sostener la programación escénica de la ciudad». La concejala María Oliver modificó los criterios con la intención de financiar «proyectos» y no espacios.

En la convocatoria de ayudas de este 2018, que aprobó ayer el Ayuntamiento, los espacios privados sólo podrán optar a un máximo de 31.650 euros de esos 190.000 si programan a compañías locales. En palabras de la propia Oliver, «estas ayudas han sido consensuadas con el sector para que sean lo más justas y eficientes posibles». Unas palabras que ponen de relieve que las relaciones entre los profesionales y el Consistorio han comenzado a mejorar después de meses de tiras y aflojas.

El Consistorio destinará 500.000 euros a las artes escénicas de la ciudad Las salas aseguraron que su exclusión de las subvenciones se debía a un «criterio político»

El cambio de modelo en las ayudas municipales, que finiquitó con la subvención al mantenimiento de los teatros privados, fue el inicio del enfrentamiento con el Consistorio. Cuando se conoció este hecho, las empresas teatrales tildaron la decisión de «decepción». «Desde la concejalía de Acción Cultural no entienden lo complicado que es mantener una empresa y que, además, sea un negocio sostenible. No se dan cuenta de las dificultades. Se pueden tener criterios diferentes pero que no excluyan a una parte del sector. Las artes escénicas no se han recuperado de los recortes que vinieron con la crisis y que fueron de un 80%. Hay un criterio político que excluye a las salas», dijo en aquel momento la Asociación de Empresas de Artes Escénicas del País Valenciano (Avetid), María Ángeles Fayos.

Pero Oliver también ha tenido que enfrentarse a otras quejas por la gestión cultural de las artes escénicas de la ciudad. Las compañías teatrales y de danza también censuraron los criterios para otorgar las subvenciones a los proyectos. Hablaron de asfixia y cuestionaron la forma en la que se habían valorado los proyectos presentados. Por ejemplo, algunas entidades, con más de treinta años de carrera, recibieron sólo un punto en la baremación de su trayectoria. Otras, cuyo espectáculo, salvo el título, se desarrollaba en valenciano, obtuvieron sólo un punto en la categoría que primaba la lengua.

Ante todo ello, el Ayuntamiento se comprometió con representantes del sector a consensuar las ayudas del próximo año. Mientras destinará 190.000 euros al teatro privado, es decir, a aquellas salas que programen compañías valencianas. Aunque los responsables de estos espacios sólo podrán acceder a un máximo de 31.650 euros. El objetivo es, según la concejala, «fomentar la programación de compañías locales que favorezcan a su vez el desarrollo profesional de nuestros artistas».

Otras subvenciones

Aparte de los 190.000 euros, hay otras cuatro convocatorias en este 2018 que suman medio millón de euros. Una de ellas se destinará a impulsar las producciones locales. Para esta ayuda el presupuesto global es de 180.000 euros y se establece el límite máximo de 20.000 euros por cada proyecto.

Por otro lado, también habrá una partida de subvenciones a festivales o circuitos escénicos de carácter privado. Por último, en esta convocatoria también se ofrecerá apoyo a los proyectos escénicos de especial interés con un marcado carácter inclusivo, encaminados a favorecer la accesibilidad y la inclusión social a través de las artes escénicas.

También se subvencionarán 6 residencias artísticas en el Teatro El Musical (TEM) y en La Mutant, donde el Ayuntamiento de Valencia se compromete a facilitar a los y las artistas los medios técnicos necesarios para la buena realización de las mismas.

«En esta edición prácticamente triplicamos el presupuesto de las ayudas con respecto a la cantidad que había asignada cuando entramos en el equipo de gobierno», afirmó Oliver, quien también quiso hacer un balance del festival internacional de circo Contorsions que se celebró la semana pasada y que llegó a congregar a unas 8.000 personas a lo largo de los cuatro días de pascua.

Fotos

Vídeos