Las Provincias

El Teatro Escalante cierra el curso sin aclarar su futuro y con el teatro deteriorado

'Screen Man', obra programada por el Escalante y que se representa en el MuVIM para escolares. :: lp
'Screen Man', obra programada por el Escalante y que se representa en el MuVIM para escolares. :: lp
  • La no renovación del convenio con El Musical obliga a la sala de la Diputación a buscar otras sedes para el próximo año

«El proyecto teatral del Escalante no se limita al edificio de la calle Landerer». Esta frase fue pronunciada el 20 de octubre de 2016 por Josep Policarpo y por Rosa Pérez Garijo, director del Centre Teatral Escalante y diputada de Teatros, respectivamente. En aquel entonces, el futuro del teatro de la Diputación estaba sin aclarar y la temporada escénica 2016-2017 buscaba aliados para desarrollarse. Encontró el aliado en el Ayuntamiento de Valencia, con el que firmó un convenio de colaboración con el Teatre El Musical (TEM). Se salvó la temporada, es decir, las producciones propias y los espectáculos dirigidos principalmente a público infantil se celebraron. Y ¿a partir de ahora qué?

La situación actual respecto a la del pasado octubre no ha mejorado. La sala continúa clausurada por su mal estado de conservación (con problemas estructurales, con riesgo de desprendimiento de elementos, etcétera) y el proyecto cultural del Escalante no tiene aún sede fija donde desarrollarse. «Estamos estudiando espacios. Cuando esté decidido se comunicará públicamente», aseguró Rosa Pérez Garijo a LAS PROVINCIAS.

El estado de la cuestión del Escalante no es similar al de octubre de 2016, sobre todo respecto a las salas donde representar la próxima temporada. Cuando la sala de la calle Landerer se cerró ante los informes del arquitecto, se firmó un convenio de colaboración entre la Diputación y el Ayuntamiento, vigente hasta el 30 de marzo de 2017 «con posibilidad de prórroga», dijo la concejal de Acción Cultural, María Oliver, en una rueda de prensa celebra el 20 de octubre. Se prorrogó hasta abril. El convenio, que representaba una alianza de ambas instituciones que dotaba de seguridad a la programación del Escalante, ya no está vigente. De hecho, el último espectáculo, 'Screen Man', de la compañía L'Home Dibuixat', se ha representado en el MuVIM. El pasado domingo se celebró la última representación en abierto y esta semana se mantienen las funciones para grupos escolares.

«El convenio con el Ayuntamiento no ha continuado porque el TEM no ha querido», sostuvo Pérez Garijo. El acuerdo entre el Escalante y el TEM se firmó con anterioridad a la llegada de Ólga Álvarez, que fue elegida coordinadora artística a finales de octubre. Su presentación pública a los medios de comunicación tuvo lugar el 2 de diciembre en las instalaciones del TEM. Preguntada por este periódico, Álvarez afirmó que «no tiene nada que decir dado que esta cuestión corresponde al Ayuntamiento» y ella, añadió, se dedica a la gestión artística.

María Oliver dijo a LAS PROVINCIAS que «no había ningún problema con el acuerdo, pero la Diputación ha preferido otros espacios y no nos ha vuelto a pedir el TEM». La edil de Acción Cultural resaltó que «el ofrecimiento del TEM al Escalante está».

El convenio de la Diputación con el Ayuntamiento ha sido breve. Nada que ver con el firmado legislatura tras legislatura con la Conselleria de Cultura. El Principal es el teatro de la Diputación, pero según fuentes de la institución provincial, el escenario de la calle de las Barcas no se baraja como sede para el Escalante. «Hay un convenio de colaboración firmado con el Institut Valencià de Cultura (IVC) para la elaboración conjunta de la programación y el público del Escalante difiere del del Principal», apuntó la diputada de Teatros.

La sala Landerer no es propiedad de la entidad que dirige Jorge Rodríguez, sino que pertenece a la Fundación Patronato de la Juventud Obrera. La Diputación de Valencia se encuentra a la espera de contar con los informes jurídico y económico que se están elaborando para tomar una decisión respecto a la continuidad del edificio.

Estos estudios, según detalló Ruiz la pasada semana después de la presentación de 'Memòria de la modernitat', estarán concluidos en verano. «Cuando tengamos los tres informes los traeremos para que los conozca el resto del equipo de gobierno y la oposición. Sabrán lo que hay y la postura del equipo de gobierno», aseveró Ruiz.

La actual situación del Escalante difiere a la de octubre de 2016, además, porque durante este tiempo dos organizaciones vinculadas con las artes escénicas han emitido sendos comunicados mostrando su preocupación por el futuro del Escalante. La Associació d'Actors i Actrius Professionals Valencians aseguró que «no nos podemos permitir el lujo de perder el referent eque supone el edificio del Centre Teatral Escalante», mientras que Associació Valenciana d'Escriptores i Escriptors Teatrals reclamaba «el máximo esfuerzo a la Diputación» para conservar el Escalante.

Recibe nuestras newsletters en tu email

Apúntate