La Universitat afronta la votación final tras cuatro meses de incertidumbre

Vicent Martínez y Mavi Mestre, tras conocerse los resultados de la primera vuelta. / jesús signes
Vicent Martínez y Mavi Mestre, tras conocerse los resultados de la primera vuelta. / jesús signes

La duración de la campaña, la tensión entre candidaturas y la huelga de asociados han marcado el proceso

J. BATISTA

valencia. La Universitat conocerá hoy a su nuevo rector o rectora para los próximos cuatro años. El resultado será oficial pasadas las 20 horas y 55.254 personas, entre profesores, investigadores, estudiantes y personal de administración y servicios, están llamados a votar desde las 10 hasta las seis de la tarde.

La jornada cerrará un proceso inédito de cuatro meses que se inició a principios de noviembre, cuando arrancó la precampaña con un correo dirigido a la comunidad universitaria por el candidato Vicent Martínez. Tras la aprobación del calendario por parte del Consejo de Gobierno y la Junta Electoral llegó la campaña, que por primera vez se prolongó un mes. El 22 de febrero se celebró la primera votación, en la que ningún candidato obtuvo la mayoría absoluta del voto ponderado. Mavi Mestre consiguió el 43,17%, Martínez el 36,76% y García Benau el 20,07%, quedando apeada.

No sólo los tiempos han marcado el proceso. También la tensión, con ataques cruzados y denuncias ante la Junta Electoral. La última, como informó LAS PROVINCIAS, obligó al equipo de Martínez a retirar varios tuits emitidos sirviéndose de la Facultad de Enfermería para pedir el voto con mensajes «tendenciosos», pese a la prohibición de utilizar medios institucionales. El organismo todavía no ha tomado ninguna decisión, pues se quiere valorar si tiene alguna incidencia en el resultado. También se tendrá en cuenta que Martínez reclamó por email la retirada de los tuits.

Además, es innegable la influencia de la huelga de asociados, colectivo precarizado en todas las universidades, que comenzó de la mano de la campaña y ha sido utilizada para desgastar a Mestre, que llevó el área de personal en el equipo de Morcillo. Ayer Martínez firmó un documento de compromisos remitido por el comité de huelga a los candidatos, y Mestre devolvió una alternativa que recogía casi todas las pretensiones planteadas pero incluyendo en las negociaciones a todos los sindicatos representativos de la Universitat, refiriéndose específicamente a la Mesa Negociadora.

Como muestra de la tensión, ayer Mestre acusó de «demagogia» a Martínez, que vinculó en un tuit la subida de las matrículas con la falta de soluciones del equipo actual, pese a que las tasas dependen de la Generalitat. También le recordó que la Universitat ha incrementado un 70% las becas propias.

Fotos

Vídeos