Sanidad acelera la cuenta atrás para la reversión del Hospital de La Ribera

Instalaciones del Hospital de La Ribera, en Alzira. / Francisco García
Instalaciones del Hospital de La Ribera, en Alzira. / Francisco García

La conselleria da otro paso en el proceso con la publicación de la expropiación del parking y los accesos al edificio

Laura Garcés
LAURA GARCÉSValencia

Poco más de un mes separa la fecha de hoy de la que marca el final de la concesión de la gestión del departamento de salud de La Ribera a la empresa Ribera Salud. La reversión del hospital de Alzira a la gestión por parte de la Administración, conforme a lo anunciado, llegará el próximo 1 de abril y desde la Conselleria de Sanidad ya se están acelerando los pasos que se van dando para que todo esté preparado.

Este martes se cumplió con uno de los trámites necesarios. Se publicó en el Boletín Oficial del Estado (BOE) el anuncio relativo al levantamiento de las actas previas a la ocupación del proyecto de expropiación de los bienes y derechos incluidos en el ámbito de la parcela dotacional de Servicios Públicos del Plan General de Alzira. Hace referencia a los espacios que en la actualidad se destinan a aparcamiento y algún acceso.

Desde la Conselleria de Sanidad destacaron que ello supone «un paso más» en el proceso que se sigue para la reversión del departamento de salud a la gestión directa por la Administración.

El comité de empresa recuerda que está pendiente la aprobación del decreto de personal

Recordaron también que se trata de «seguir el procedimiento», puesto que estaba prevista en la conocida como ley de Acompañamiento a los Presupuestos de 2018 aprobada por el pleno de Les Corts el pasado 20 de diciembre. La actuación se refiere a «la urgente ocupación de los bienes y derechos sujetos a expediente de expropiación forzosa».

Por ello se convoca, conforme a la Ley de Expropiación Forzosa, a los propietarios y titulares de derechos de las fincas afectadas para que comparezcan el 1 de marzo a distintas horas con la finalidad de llevar a cabo el levantamiento de las actas previas a la ocupación.

Para ese día Sanidad ha convocado a la Diputación de Valencia, al Ayuntamiento de Alzira y a Infraestructuras y Servicios de Alzira, SA, que según informaron a Efe fuentes del departamento autonómico que dirige Montón son los titulares de las parcelas de accesos y aparcamientos del hospital.

El objetivo que se persigue es que ante la reversión de la concesión del Hospital de Alzira todas las parcelas que ocupa estén a nombre de la Generalitat y no continúe el «descontrol» urbanístico y administrativo que había hasta ahora, según las mismas fuentes.

Respecto al parking, representantes del comité de empresa destacaron este martes a LAS PROVINCIAS, que se ha dicho que será gratuito, circunstancia que ha sembrado cierta incertidumbre entre el personal en tanto que se quieren conocer «si han pensado en los trabajadores que ahora pagan 30 euros al mes» y se encuentran a la espera de conocer la situación en que quedarán.

El personal

Uno de los grandes asuntos que acompañan al proceso es el que atañe al personal, a los trabajadores del centro sanitario y de los centros de salud de la comarca. También este asunto avanza, conforme explica Sanidad. Sobre esta cuestión señalaron que la situación responde a la de cualquier caso de «una sucesión de empresas», si bien apuntaron que se está hablando con los trabajadores «para resolver cualquier duda».

Conforme a la información que desde el departamento autonómico se ha ido facilitando en las visitas a distintas localidades de La Ribera, en relación al personal se ha conocido que en lo relativo a los contratados por la Unión Temporal de Empresas (UTE) se mantendrán los actuales que tengan la categoría de laboral indefinido, además se están estudiando uno a uno los casos de los profesionales que han estado contratados a lo largo de muchos años de manera discontinua en el centro sanitario.

Sanidad celebra reuniones informativas sobre el proceso en localidades de la comarca

Las nuevas plazas del centro sanitario serán de oferta pública, las sustituciones también las realizará personal del departamento autonómico y los trabajadores de la Conselleria de Sanidad que hasta este momento no podían acceder a trabajar en la Ribera podrán hacerlo en comisión de servicio.

La última visita de contenido informativo, celebrada hace unos días, tuvo lugar en Carlet y a la misma asistieron Isabel González, directora general de la Alta Inspección Sanitaria, y Maite Cardona, directora territorial de Sanidad.

Una decisión que también se plantea para el centro sanitario de La Marina

Recuperar la gestión directa del departamento de la Ribera fue la primera apuesta de la consellera de Sanidad, Carmen Montón. El mismo día de su toma de posesión dio a conocer la iniciativa que en distintas ocasiones ha defendido como una decisión que no tenía vuelta atrás. A lo largo del proceso ha asegurado que el compromiso «quedaba meridianamente claro» en el Pacto del Botánico.

Han sido muchas las ocasiones en las que la consellera se ha referido a este asunto señalando en alguna ocasión que «defender lo público no es atacar lo privado. La sanidad privada es un complemento de lo público, nunca un sustituto».

No es este el único centro sanitario de sus características sobre el que la Administración autonómica ha manifestado la decisión de recuperar su gestión. La iniciativa se extiende al centro sanitario de La Marina, en Dénia.

El presidente de la Generalitat, Ximo Puig, anunció en septiembre de 2017 que se iban a iniciar los trámites necesarios para resolver la concesión del departamento de salud de la Marina porque así lo demanda la sociedad y ayuntamientos de diferente signo político.

Lo avanzó durante el debate de política general y afirmó que se trata de «una intervención motivada» y que la voluntad del Consell es hacerlo «desde el diálogo y atendiendo la máxima seguridad jurídica». En este caso el camino apuntado para recuperar la gestión fue distinto. Se apuntó la compra.

Cuando Puig dio a conocer el interés por la reversión del centro alicantino advirtió de que la recuperación de concesiones no implica la finalización de la colaboración publico-privada, y ha agregado que este Gobierno «no está en contra de la colaboración publico-privada», sino que está en contra «del descontrol».

El contrato de concesión de la gestión del hospital de Alzira a la empresa Ribera Salud supuso la puesta en marcha del conocido como modelo Alzira, que comporta la gestión privada de hospitales públicos. Se extendió a varios hospitales más en la Comunitat.

Otra de las cuestiones sobre las que se pronunció el departamento autonómico fue la bolsa de trabajo. Recordaron que en las bolsas de trabajo para empleo temporal en las instituciones sanitarias de la Comunitat Valenciana -que se han cerrado con 142.458 inscritos- ya se ha incorporado al departamento de salud de La Ribera entre los que pueden dar puestos a cubrir.

A todo ello, fuentes del comité de empresa añadieron que se está a la espera de que se publique el decreto que regulará los efectos de la reversión sobre los trabajadores.

El mes pasado se sometió a información pública el documento y en estos momentos está pendiente «de que se resuelvan las alegaciones y que se apruebe por el Consell antes del 31 de marzo». El departamento de Sanidad y los representantes sindicales iniciaron en diciembre la redacción del decreto.

Los recursos

Desde que Carmen Montón anunció la decisión de recuperar la gestión de La Ribera, la empresa titular de la concesión ha interpuesto un buen número de recursos que han tenido desenlaces distintos.

La Conselleria de Sanidad aclaró que en estos momentos aquellos que la concesionaria interpuso contra la decisión de la Administración de no prorrogar el contrato ya están resueltos en el sentido de que a Sanidad «no le quedan obstáculos antes del 1 de abril».

No obstante señalaron que quedan sin resolver otros que no afectan a la cuestión de la prórroga y recordaron que no alcanzaron la solicitud de suspensión cautelar de la reversión.

Sin embargo, fuentes del entorno de Ribera Salud destacaron que el «recurso de la prórroga está pendiente de resolver». Y en cuanto a la solicitud de medidas cautelares, aspiración que no alcanzaron, aclararon que se planteó al considerar la posibilidad de que el recurso no se resolviera antes del plazo de finalización del contrato.

También apuntaron que está pendiente de respuesta el recurso por la apuesta por la acción concertada con entidades sin ánimo de lucro en tanto que consideraron que el hecho de que la norma de la Generalitat limite el acceso al concurso para conciertos a «entidades sin ánimo de lucro vulnera el principio de libre mercado».

Otro asunto sobre los que la Conselleria de Sanidad explicó que ya se ha avanzado en su gestión de cara a que el 1 de abril esté todo previsto hace referencia a la contratación de servicios . Las fuentes consultadas en Sanidad aseguraron que ya «han salido a concurso» buena parte de los que se precisan.

Fotos

Vídeos