Del poniente al chaparrón y al viento

Varias personas caminan con paraguas por las calles de Valencia, ayer, durante el paso de la tormenta por la ciudad. / consuelo chambó
Varias personas caminan con paraguas por las calles de Valencia, ayer, durante el paso de la tormenta por la ciudad. / consuelo chambó

La Comunitat pasó de rozar los 30 grados en La Safor y La Costera a intensos aguaceros acompañados de rayos Las tormentas barren Valencia, causan incendios y dejan hasta 8 litros en una hora

J. A. MARRAHÍ VALENCIA.

De temperaturas primaverales por encima de los 28 grados a un frente de tormentas acompañado de rayos. Y todo ello para desembocar, hoy, en fuertes rachas de viento que podrían alcanzar los 90 kilómetros por hora, si se cumplen las previsiones. El tiempo ha vuelto a demostrar, en las últimas horas, la inestabilidad que caracteriza a este invierno: alternancias repentinas entre frío y calor y lluvias muy intermitentes, cortas y poco generalizadas.

Durante la mañana, muchos se quitaban abrigos al calor de los más de 28 grados que registraron los termómetros en algunas zonas de Valencia. Ambiente tibio con vientos de poniente. Las máximas temperaturas se midieron en la comarca de La Safor, con 28,4 grados en Miramar o o 28,1 en Oliva. En Xàtiva, por ejemplo, el mercurio se elevó a casi 28 y Pego también pasó una mañana muy templada a 27.

Pero a partir de las dos de la tarde, el tiempo dio un brusco giro. Dos bandas de tormentas barrieron la región, según fuentes de la Agencia Estatal de Meteorología. La primera recorrió la mitad norte de Valencia y se adentró en Castellón. La segunda avanzó por la mitad sur de Valencia.

El frente nuboso, muy cargado, dejó precipitaciones de hasta 8 litros por metro cuadrado en una hora en Picasent, según los datos del Sistema Automático de Información Hidrológica (SAIH).

Las tormentas fueron intensas, pero de corta duración, y acompañadas de rayos y truenos. En Valencia descargaron casi 5 litros por metro cuadrado en una hora en la capital valenciana y casi 4 en Alfondeguilla y Altura, en Castellón. En Teresa de Cofrentes, las precipitaciones dejaron registros de 3,6 litros por metro cuadrado.

La caída de rayos causó pequeños incendios forestales en Zarra y Polinyà del Xúquer. Tuvieron que intervenir equipos de extinción, pero fueron controlados muy rápido, en parte gracias a la lluvia y humedad. Hubo otro fuego previo en Monserrat antes del paso de tormentas.

El viento será hoy el protagonista, con rachas muy fuertes en el sur de la provincia. Habrá intervalos nubosos con precipitaciones débiles en el extremo occidental, temperaturas mínimas con pocos cambios y máximas en descenso, especialmente en la provincia de Valencia. El riesgo de incendios es extremo en casi toda la región.

Fotos

Vídeos