El hombre de los dos mil tumores aún recibe denuncias de afectados

Agentes de la Policía Nacional acompañan a Paco Sanz durante su arresto el pasado marzo. / j. monzó
Agentes de la Policía Nacional acompañan a Paco Sanz durante su arresto el pasado marzo. / j. monzó

El humorista José Mota y el actor Santi Rodríguez, entre los famosos que apelan a la Justicia tras la presunta estafa de Sanz con su enfermedad

J. A. MARRAHÍ VALENCIA.

Paco Sanz, el conocido como hombre de los dos mil tumores y acusado de estafar a más de 8.000 personas exagerando los efectos de su enfermedad y pidiendo donativos, sigue recibiendo todavía denuncias de afectados. Así lo confirmaron a LAS PROVINCIAS fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Madrid, pues es un juzgado de la capital el que instruye el caso contra el vecino de la Pobla de la Pobla de Vallbona.

De acuerdo con estas fuentes, «el juzgado de instrucción 53 de Madrid todavía no ha concluido la instrucción del caso, entre otras cosas porque todavía se están recibiendo denuncias de personas afectadas», lo que necesariamente implica nuevas tomas de declaración en una causa que, de momento, es secreta. Mientras, la situación procesal contra el sospechoso «se mantiene», añadieron. Cuando se cumple medio año de su arresto, Sanz está en libertad provisional con causa abierta, pero acusado de delitos de estafa, blanqueo de capitales y apropiación indebida.

El primero de los denunciantes fue el joven escritor y editor madrileño Alejandro Ruiz, quien puso sus sospechas en conocimiento de la policía en la fase final de la publicación del libro 'Paco Sanz. Una vida de sueños una vida de lucha'. Pero siguieron muchas más. Entre ellas, las de algunos famosos de los que Sanz presuntamente se aprovechó con su ya conocido discurso: peligro de muerte por su síndrome de Cowden, la urgencia de un tratamiento para evitarla, necesidad de costosos viajes para salvar la vida... Y así hasta recaudar unos 250.000 euros, según la Policía Nacional, que lo arrestó en marzo.

Entre esos conocidos que dieron la cara convencidos de que la causa de Sanz lo merecía están el célebre humorista José Mota, quien según Ruiz llegó a entregarle 3.000 euros. También Pedro García Aguado, exjugador de waterpolo, campeón olímpico y presentador conocido por ser Hermano Mayor en el programa televisivo. Otro de los que se apiadó en su día de Sanz fue el actor Santi Rodríguez, el célebre frutero de 'Siete Vidas'.

Otro de los que cayó en la presunta trampa mediática de Sanz fue el humorista Dani Mateo. En su caso, le entregó unos 300 euros, pero no ha denunciado. «Prefiero pecar de iluso diez veces a no ser solidario mil veces», dijo. El popular youtuber Auronplay dio difusión a Sanz en las redes de internet. También ha preferido no denunciar para que su imagen no se vea más relacionado con Sanz.

Mientras, Sanz ha cesado la frenética actividad en redes sociales. Su último mensaje en Twitter data del 4 de marzo, cuando publicó una imagen en la que se leía: «El tiempo pone a cada uno en su lugar, pero si vas mandando a alguno a tomar por culo vas adelantando camino». Su web ayudapacosanz.com ha desaparecido. «Página en construcción», reza el sitio. En el teléfono en el que tantas otras veces atendía encantado a la prensa, ya no hay modo de que responda.

Según vecinos de la Pobla de Vallbona, Sanz, que vivía alquilado en un piso de la población, se ha refugiado con sus padres mientras prepara argumentos para su defensa. Su primer abogado, Franciso Davó, renunció a esta tarea.

Más

Fotos

Vídeos