Véndelo todo y sígueme

Los textos de la carta para esta sección no deberán exceder los 800 caracteres. Deberá figurar el nombre y apellidos del autor, dirección, teléfono y DNI. I cartas@lasprovincias.es I C/Gremis, 1. 46014 Valencia I Fax: 963 590 188

ROSA MACHÍ PRAT BENIFAIÓ

Cuando la Iglesia transmite las palabras de Jesús: «Véndelo todo y sígueme», debería expresar a la feligresía que esta expresión, no tiene el mismo significado hoy que hace dos mil años, en que la mayoría de la población vivía en la más absoluta pobreza (no como ahora, que la poca real que hay, es circunstancial, y más que económica es de valores). Si siguiéramos al pie de la letra esta cita de Jesús, si vendiéramos nuestra vivienda y la repartieramos entre los pocos mendigos que hay, lo unico que se conseguiría es que terminariamos todos viviendo bajo un puente, pidiendo limosna. Las palabras de Jesús no tienen hoy el sentido que la Iglesia quiere darles y creo que deberían aclarar este concepto a los católicos utilizando otras definiciones que no les llevaran a la confusión, máxime cuando el Vaticano tiene incalculables riquezas y poder.

Fotos

Vídeos