VALENCIA DUERME

Vicente Lladró
VICENTE LLADRÓValencia

La última manifestación por el agua ha reavivado en Madrid las viejas imágenes del 'Levante' y el 'Sureste'; hoy un 'Levante reseco' que puede sonar extraño en las moquetas de la capital porque se opone al eterno tópico del 'Levante feliz'. En todo caso, bajo esos paraguas ambiguos del 'Sureste' o el 'Levante' (más al este-levante de España está Baleares, mirando desde Madrid) se han amparado las pancartas que pedían agua para Alicante, Murcia y Almería. ¿Dónde estaban Valencia y Castellón? No estaban, se ve que aquí no hay necesidad ni de pedir. Valencia duerme en la autocomplacencia, también Castellón. Sólo despiertan algo cuando truena por Santa Bárbara. Nadie diría que la cuenca hidrográfica del Júcar está bajo mínimos desde hace más de cuatro años, que resistimos casi milagrosamente, y que ésta no es más que una de las rachas en la que se agudiza la sequía, que por aquí es cosa secular, acostumbrada, de siempre, tanto como en Almería, Murcia y Alicante. No se trata de negar los motivos evidentes que tienen en estas provincias para reclamar soluciones, pero sorprende que todo se limite a dichas áreas y que no haya presencia de otras que andan parejas. Pero Valencia duerme. Y Castellón también. Mientras se abra el grifo y siga saliendo agua... Quizás no sea para tanto. No, qué va. Ya verán este verano, porque las lluvias han resuelto el asunto en casi toda España, pero no en esta franja suroriental. Por supuesto hay carencias graves en Almería, Murcia y Alicante, pero también en Valencia y Casatellón, y nadie chista. Más aún, vimos detrás de las pancartas a representantes valencianos que se hicieron la foto bajo pancartas con reivindicaciones de las demás provincias. Y luego está esa reclamación de un pacto del agua. ¿Qué es eso? Ni se atreven ya a pedir obras de nuevos trasvases, la única solución de verdad.

Fotos

Vídeos