EL PECAT DE LA GOLA

Mª ÁNGELES ARAZO

Sobre los largos ayunos de las órdenes monásticas existe una leyenda negra. Al contrario de lo que se piensa, las prohibiciones quedaban limitadas a las viandas, pero no a la cantidad. Y abusaban, naturalmente, como placer permitido; de ahí la figura del munje orondo y de coloradas mejillas que, en grabados y cuadros, nos legó el arte hace siglos.

Las recetas de guisos conventuales que facilitaron hermanos cocineros han sido y son materia de estudio.

Obligado es citar al monje Efram Ernnest Compte, que consiguió el doctorado en la Universidad de Princeton por el 'Costumari' del monasterio de Sant Cugtat del Vallés, conservado en el archivo de la Corona de Aragón, datado en el primer cuarto del siglo XII. Por sus páginas se sabe que los huevos diarios no eran menos de tres por individuo, cuatro los priores y seis el abad, además de los dos platos de hortalizas o legumbres, pescado y queso.

El hermano cocinero de Sant Cugat también específica los turrones de Navidad, San Esteban y San Juan Evangelista, mientras que el Año Nuevo se iniciaba con un plato de 'morterol': arroz cocido con leche de almendras, pan rallado y huevos batidos, acompañado todo por barquillos dulcísimos.

Cierto que la carne estuvo prohibida por la Regla de San Bruno y en los cenobios de esta orden (cartujas) se compensaba con pescado. Es más, para que nunca faltase, el rey Martín el Humano concedió al cenobio de Scala Dei el privilegio de adquirir, primero que nadie, la pesca procedente de las barcas que arribaban a la costa.

En cuanto a los cistercienses, la cantidad de turrones que consumían a mediados del siglo XV (sesenta libras al día cada monje) se combinaba con la malvasía (el vi greg). En fin, que en los conventos llegaron a hacer la distinción entre la carne roja (que estaba prohibida) y la de los palmípedos. Fue el tiempo de la gota úrica, de caída de dientes y de la obesidad extrema; tiempo en el que debieron dar con un aforismo valenciano que aún pervive en nuestro pueblo: 'el pecat de la gola, Déu el perdona'.

Fotos

Vídeos