CON FLORES Y CIZALLANDO

MIKEL PAGOLA ERVITI

Me pasa con José Luis Giménez Privado, de Vulcano, que, prácticamente, haga lo que haga (como si dispara boca abajo), me gusta. Son su estilo, absoluta profesionalidad y meticulosidad lo que me encantan de él, y su afán de superación y el 'comerse la cabeza' lo que me engancha a sus disparos. Pero lo que me cautiva de él como polvorista es su humildad personal, contrastante con su chulería pírica: oíganse y siéntanse, sin ir más lejos, los atronadores -y exagerados- golpes digitales que hizo ayer en anillo, o su descomunal final del terremoto. Para reivindicar su origen valenciano (su padre es de Yátova aunque él sea nacido en Madrid), hizo acopio de diferentes elementos sonoros: antiguos grupos de traca cortos en las primeras fases (luego no porque se pierden en la marabunta), grupos concentrados en canyeta y peines de rastres. Jose, en su estilo, delineó exquisitamente cada parte. Tras la traca valenciana inicial hizo tres principios aéreos que incluían recorridos digitalizados perimetrales y sendos arrebatos de humos. Tripitir el esquema fue acertado, aunque quizá la filigrana digital interna no resultó tan evidente. En el tercer golpe de humos, al norte, quiso crear el primer ramo de flores de ofrenda a la Virgen este año, aunque sin llegar a tener la entidad estética colosal de las banderas Senyera (sobre todo la de 2015) y gay (2017). Hubo otro bloque digital puro luego, que contó con disparos más marcados en norte y sur. Lo cerró con un salvaje latigazo en el suelo que sirvió de marcaje separatorio de todo lo anterior antes de seguir. La mascletá de cuerdas, rápida y alegre, de cinco retenciones, fue variando sus acompañamientos aéreos. El terremoto entró de forma natural (norte-sur) y estopinado (conectado físicamente con mecha), siendo el primero, esta feria, en atreverse a torearlo así, sin 'trucos', exponiéndose, con 'verdad'. Entró bonito, suave, para desbordarse después hasta hacer daño en los oídos -no debiera-, cizallándolo todo, magistralmente, con dos anillos de trueno en golpe en tierra y aire, totalmente herméticos, perfectos.

Fotos

Vídeos