Donald Trump

Donald Trump
Carmen Velasco
CARMEN VELASCOValencia

Las personas no ejemplarizantes centran a menudo las (malas) noticias. Sin ir más lejos, esta semana. De los protagonistas de la trama valenciana del caso Gürtel se puede aprender cómo hacer fechorías a cuenta del dinero ajeno y del primer año de la presidencia de Donald Trump, quien recientemente se refirió a El Salvador y Haití como «agujeros de mierda», se deduce que el progreso no es una línea ascendente. Son dos casos notorios de un mundo roto por las mezquindades y las injusticias. La maldad no se improvisa; se cuece a fuego lento. Los titulares de los periódicos y telediarios, aunque importan, no conforman nuestra cotidianidad. Ésta se suele circunscribir a la cuenta corriente, a la persona con quien duermes y al bar que frecuentas. En esta realidad inmediata, donde hacer las cosas bien resulta en sí mismo una victoria, conviene recibir golpes de suerte y sufrir ataques de pronoia. Lo mejor que una puede esperar es evitar lo peor.

Fotos

Vídeos