Las Provincias

¡Cuidado con las bicicletas!

Es la recomendación que desde hace tiempo nos damos antes de salir de casa, ¡cuidado con la bicicletas! Me refiero a las bicicletas que circulan indebidamente por las aceras, las que embisten y llenan de sobresaltos a los viandantes. Lo que ocurre en Valencia es increíble pero cierto. Hay más atropellos de bicicletas que de vehículos a motor. Hace unos días, al bajar la bolsa de basura, el susto fue enorme, una bicicleta por la acera, en contradirección, sin luces y a toda velocidad, me pasó rozando por detrás; me libré de milagro pero el susto fue de infarto. Casos como el mío y de peores consecuencias, en Valencia son frecuentes. El incumplimiento de las normas por parte de muchos ciclistas es usual. Aunque en las aceras existan carriles bici, las señales de ceda el paso, no las respetan, circulan a toda velocidad, y si no te detienes, te llevan por delante. En las avenidas del Puerto y de Aragón, por señalar algunas vías, dicha infracción se repite habitualmente. Es alarmante la anarquía que padecemos en Valencia con las bicicletas. La información de LAS PROVINCIAS del 15/11/16, es suficientemente ilustrativa para que las autoridades municipales pongan foco en el asunto. Para mayor abundamiento, están los 'ciclistas del tirón', delincuentes urbanos, que aprovechan la permisividad municipal para circular por las aceras y cometer sus repugnantes fechorías a las personas más vulnerables. Señor Ribó, por favor, ponga orden en este abundante y desmadrado parque ciclista.