Las Provincias

No es no

No al acuerdo de paz en Colombia, no a Donald Trump, no a la permanencia de Gran Bretaña en la Unión Europea, no a unas terceras elecciones en España, no a Rajoy... Sucede en la esfera pública y también en la privada: no cumples el perfil para el puesto de trabajo, no podemos concederte el préstamo bancario, no han admitido tu solicitud a lo que sea, no estás invitado a la fiesta, no tienes edad para hacer tal cosa, no digas palabrotas, no mientas, no bebas alcohol, no fumes, no mires atrás, no eres mi tipo, no volverá a ocurrir, no tiene solución, no cambies nunca, no es lo que parece, el no ya lo tienes... Sin exagerar, hay dos palabras que mueven el mundo: sí y no. Con ambos monosílabos se puede evolucionar o retroceder, ganar adversarios o hacer amigos, resolver mentiras o implantar verdades, superar obstáculos o caer derrotados, cerrar puertas o abrir etapas, etcétera. No digan que no es poderoso el no.