Las Provincias

UNIVERSOS PARALELOS

La historia avanza a veces gracias a tipos muy raros. Debía serlo el físico austriaco Erwin Schrödinger que en 1935 maquinó la llamara 'paradoja de Schrödinger' o, más concretamente, 'el experimento del gato'. Aunque es algo fundamental para la Física del siglo XX, lo que el tipo planteó fue meter en una caja sellada a un gato junto a un matraz con veneno, una fuente radioactiva y un contador Geiger. Ahí es nada.

Si por un mecanismo que no controlara el investigador, se liberara la radioactividad, moviendo el contador, y esto dejara escapar el veneno del matraz, los principios de la mecánica cuántica harían que, desde un punto de vista científico, el pobre minino estuviera experimentalmente vivo y muerto al mismo tiempo. Sólo cuando se constatara exactamente el estado del animal al abrir la caja se pondrían fin a esta situación.

Afortunadamente para los gatos, siempre se ha entendido este experimento como una hipótesis teórica, pero abre la puerta formalmente a una teorización sobre los universos paralelos, que se fundamenta en la búsqueda de una teoría unificada que permita hacer confluir el desarrollo de la física cuántica, la teoría cuántica de la gravedad y la teoría de cuerdas.

Si alguien aún sigue leyendo, se alegrará al saber que, según esta teoría, en algún universo paralelo, Susana Díaz y Pedro Sánchez son un matrimonio feliz con hijos que dejan a los chiquillos con el abuelo Felipe González, que ejerce de canguro. En otro, parecerán creíbles y honestas a tope las explicaciones que los directivos de Caja Madrid están dando sobre el uso a destajo de sus 'tarjetas black'.

Sin embargo, uno que debe ser la monda es el del servicio estadístico personal de vicepresidencia del Consell, el mismo que hizo afirmar sin pestañear a la portavoz del ejecutivo autonómico, Mónica Oltra, que el portazo a los promotores del centro comercial Puerto Mediterráneo en Paterna no iba a ahuyentar a los inversos extranjeros.

Es más, la político negó con vehemencia ese extremo y aseguró que en el último año muchas empresas han vuelto a la Comunitat y la inversión «ha crecido». Ojalá, pero un repaso a los datos de inversión extranjera en la Comunitat Valenciana del portal estadístico Data invex del Ministerio de Economía apunta que el primer semestre (el último cuantificado al completo), muestra un descenso del 43% sobre el mismo periodo pero en el año anterior.

Si esto fuera poco, al tomar referencia los primeros doce meses de gestión y los doce últimos del anterior ejecutivo (con la que le estaba cayendo), el desplome que se ha sufrido ha sido del 73%. Teniendo en cuenta que estas estadísticas registran los movimiento reales, no se trata de algo opinable, sino de afrontar la realidad y no inventar falsos paraísos.