El fuego empezó por la chispa de la chimenea

REDACCIÓN.

La Guardia Civil ha descartado la hipótesis de que una quema de rastrojos originase el incendio que causó la muerte de dos bebés gemelas de entre nueve y diez meses en una vivienda en Ontinyent y apunta a unas chispas que habrían saltado de la chimenea. Por su parte, la familia ha querido agradecer en un comunicado las «enormes» muestras de solidaridad de toda la ciudad de Ontinyent después del trágico suceso del pasado viernes.

Fotos

Vídeos