Fomento ejecuta el último tramo de la autovía A-33 entre Caudete y la Font de la Figuera

S. V. VALENCIA.

El Ministerio de Fomento anunció ayer que ya se está ejecutando el tramo final de la autovía A-33, que permitirá unir la A-31 con la autovía Almansa-Xàtiva. Ese último tramo enlaza Caudete (Albacete) y La Font de la Figuera y permitirá finalizar la A-33 que discurre entre Cieza (Murcia) y el municipio valenciano.

En un comunicado, el ministerio explicó que para llevar a cabo las obras de la variante de trazado de la autovía de Alicante A-31, que suprimirá el paso por las conocidas como 'Curvas de El Angosto' -entre los puntos kilométricos 172,9 y 174,6-, se realizarán desvíos de tráfico en noviembre al estar considerado uno de los periodos de menor tráfico del año. La previsión es que las obras se desarrollen de forma ininterrumpida durante las 24 horas del día y los siete días de la semana, remarcaron desde el Gobierno central.

Fomento desarrollará así la última fase de ejecución de esta variante de trazado, que consiste en su entronque con la actual autovía. Para ello, se requiere un corte de calzada de la actual A-31 y la ordenación del tráfico en un carril por sentido en una única calzada durante dos kilómetros. Asimismo, se eliminará el actual enlace número 173 (con la CV-656 a Fontanars del Aforins y al establecimiento penitenciario Alicante II), reordenando el acceso desde el enlace número 175. También se continúan las obras del resto de tramo entre la A-31 y A-35.

Fotos

Vídeos