Las esperas para ir a rehabilitación, al geriatra y al cirujano cardiovascular se multiplican

Una mujer realiza ejercicios de rehabilitación. / áLEX DOMíNGUEZ

El número de ciudadanos pendientes de la primera visita con el especialista aumenta en 16.000 a lo largo de un año

LAURA GARCÉS VALENCIA.

La espera que soportan los ciudadanos para una primera consulta de atención especializada se ha disparado en áreas como geriatría, rehabilitación, neurocirugía o nutrición. Una de las variaciones al alza más significativa, casi de tres meses, es la que se observa en el apartado de quienes están pendientes de acudir a los cirujanos cardiovasculares o torácicos. Son algunas de las conclusiones que se extraen de los datos de la memoria de gestión de la Conselleria de Sanidad correspondiente al cierre de 2016 en comparación con el mismo informe del año anterior.

En rehabilitación la demora en diciembre de 2015 se situaba en 70 días, mientras que doce meses después, llegó a 91. La diferencia apunta tres semanas más. Pero hay especialidades en las que el incremento llega a ser de unos tres meses. Es el caso de los pacientes en espera de visitar al cirujano cardiovascular, que mientras en 2015 estaban abocados a una demora de 35 días, en diciembre de 2016 se disparó a 99.

Geriatría y oncología

La visita al geriatra es otra de las más afectadas por un incremento del tiempo de espera. Esta especialidad, que atiende a un segmento de población cada vez más amplio como son los mayores, se dio el salto de una demora de 11 días en el primer año de referencia a 37 al cierre del pasado ejercicio. Atravesar la puerta de la consulta de oncología soportaba una espera de 18 días en 2015 y un año después era de 31. En cirugía torácica se pasó de 19 a 31; en dermatología de 43 a 51 y de 45 a 55 en psiquiatría.

En otras especialidades también se registraron aumentos, de la misma forma que no faltaron las que anotaron una disminución, como en cardiología al pasar de 43 a 36; hematología de 31 a 28 o uno de los ejemplos más llamativos como es en neurofisiología, que mientras en diciembre de 2015 la demora era de 72 días, en la misma fecha del año pasado era de 40, un descenso de un mes. La memoria de 2016 recoge por primera vez un año completo de la gestión del actual equipo directivo de la conselleria que dirige Carmen Montón. El de 2015 todavía reflejaba una parte correspondiente al periodo de gobierno del anterior Consell.

El análisis de los datos revela que la demora media en consultas externas en 2016 se situó en 49 días, frente a los 45 del ejercicio precedente. El número de pacientes que pendientes de pasar por la consulta aumentó en algo más de 16.000 al pasar de 213.980 en 2015 a 23.519 doce meses después.

Además, se conoció también ayer que en la Comunitat se atendieron 45,9 millones de consultas en 2016, de los que 37,4 millones fueron consultas de primaria y 8,5 millones de especializada.

El número de intervenciones quirúrgicas fue de 381.366, con 1.044 operaciones diarias. De ellas, el 87% correspondieron a actividad programada y el 13% restante a procesos urgentes. Mientras que hubo 31.863 partos registrados y 32.425 recién nacidos. En el 23,29% de los casos se practicó una cesárea.

Por otra parte, en 2016 se registraron 44.342 defunciones en la Comunitat, siendo los tumores la principal causa de mortalidad en hombres seguidas por las enfermedades del sistema circulatorio. En las mujeres, las enfermedades del sistema circulatorio aparecen como primera causa, seguida de los tumores y las enfermedades del sistema respiratorio y digestivo.

Otros datos que se recogen en el documento, que entre otros aspectos realiza un recorrido por todas las vertientes de la actividad asistencial, señala un descenso de la mortalidad por cáncer de mama en torno al 28%. Esta positiva tendencia , como recuerda el documento, arrastra los resultados desde la implantación del Programa de Prevención de Cáncer de Mama, en el que el año pasado participado 236.362 mujeres.

Más

Fotos

Vídeos