«Valencia está sucia»: uno de cada cuatro vecinos lo piensa

El barómetro municipal aprueba la gestión del gobierno tripartito con una nota de 5,6, inferior a la de hace un año

PACO MORENO

El Ayuntamiento presentó ayer el segundo barómetro municipal de opinión ciudadana, donde el principal problema detectado por los vecinos se ha debido a la falta de limpieza en las calles. En concreto, uno de cada cuatro de los encuestados, según comentó el concejal responsable de la Oficina de Estadística, Carlos Galiana.

El edil comentó que la nota media dada a la gestión del gobierno municipal es de 5,6 puntos sobre diez, lo que supone una situación de estancamiento respecto a marzo del pasado año, cuando se realizó el primer estudio y esta pregunta obtuvo un 5,7. Igual de mal queda la Generalitat, con un 5,3 frente a 5,4 hace un año. El Gobierno sube aunque está todavía lejos del aprobado, al pasar de 3,6 a 4,1 puntos.

En cuanto a la limpieza, se encuentra en la primera posición en el apartado de respuestas espontáneas, es decir, cuando se pide al participante que identifique al problema principal del distrito donde vive y sólo dan tres contestaciones. Así, un 26,5% de los encuestados encontró la suciedad en las calles como el factor más relevante.

Galiana destaca que un 38% de los participantes piensa que la ciudad ha mejorado en el último año

Esto supone un fuerte incremento respecto a marzo, cuando se quedó en un 19,9%. La subida coincide con el balance del informe anual de quejas y sugerencias que llegan al Ayuntamiento y donde este asunto se encuentra entre los más demandados. El gobierno municipal ha aumentado el presupuesto de las contratas de limpieza y recogida de basura, aunque es obvio que el efecto no ha calado en la opinión pública, al menos de momento.

El segundo problema más citado en todas las contestaciones corresponde al apartado de 'Urbanismo', que engloba todo lo relativo a obras en la calle como la reurbanización de calles, asfaltado e incluso el mobiliario urbano. Pasa en la tabla de las respuestas espontáneas de un 19% a quedarse en un 20,3% según el último barómetro.

Siguiendo la misma fórmula, otra de las preguntas con respuestas espontáneas (aquellas donde no se ofrece a los encuestados un listado cerrado de contestaciones posibles) habla de qué pedirían los participantes al Ayuntamiento para su distrito. Una cuarta parte (el 25,5%) se centra en mejoras de urbanismo, mientras que en segundo lugar se sitúa las mejoras en la limpieza y la recogida de residuos. Con un 21,8% representa una cifra ligeramente superior a la de hace un año.

En ambos periodos, la tercera posición está ocupada por la misma reivindicación por la mejora en jardines, que experimenta una clara subida al pasar de 10,6% al 14,2%. Ya en puestos más retrasados figuran la demanda de mayores recursos para la seguridad ciudadana, servicios públicos, transporte público, carril bici o atención en la salud.

El concejal Galiana destacó la bajada que experimenta el transporte público, que pasa de 8,2% a 4,4% de las respuestas dadas de manera espontánea. Esta cuestión queda claramente sobrepasada por la preocupación respecto al urbanismo, limpieza y mejoras en jardines.

El portavoz del grupo popular, Eusebio Monzó, reprochó al alcalde Joan Ribó que «no haya salido hoy a dar la cara y a responsabilizarse en la presentación del barómetro municipal, pagado con el dinero público de todos los valencianos, por el uso partidista que hizo de la encuesta durante un debate del pasado pleno del Ayuntamiento».

Monzó manifestó su sorpresa por alguno de los indicadores resultantes del barómetro, porque a su juicio «no reflejan la realidad que se vive en la calle». Citó como ejemplo que «es muy extraño que el urbanismo y el empleo sean de los principales temas que según la encuesta mejorarían los vecinos de la gestión municipal, siendo áreas de gobierno del PSPV, y que por contra la gestión de los mercados o de la EMT, que corresponde a Compromís, sea muy valorada».

El portavoz de Ciudadanos en el Ayuntamiento, Fernando Giner, dijo que «Ribó continua haciéndose trampas al solitario, muestra satisfacción por unos resultados que indican que los valencianos están gravemente preocupados por el desempleo, además de por otras cuestiones como la limpieza de la ciudad y el aparcamiento».

«La Valencia de Ribó es líder en precariedad y paro. Lo dice el barómetro y lo confirman los datos. Un 90% de los contratos son temporales, un 40% de los contratos son de jornada parcial y el paro juvenil es del 44,6%, un dato dramático ya que supera hasta la situación de Grecia», declaró Giner.

Para la encuesta se han realizado 2.302 entrevistas a pie de calle, entre los meses de noviembre y diciembre de 2017. El edil Galiana destacó que «la ciudadanía tiene una visión positiva de la ciudad: un 38,3% piensa que Valencia ha mejorado en el último año, y un 38,6% piensa que mejorará el que viene». Por último, dijo que el distrito que da mejor valoración es Quatre Carreres (6,3), seguido de Zaidía y Campanar.

Más

Fotos

Vídeos