La Comunitat, a ocho bajo cero

Los daños causados por las bajas temperaturas en los cultivos de caquis rondan los cinco millones de euros El frío deja heladas en las comarcas del interior de Valencia

R. V.

valencia. La ola de frío se está dejando sentir en la Comunitat Valenciana. Las temperaturas mínimas de ayer rondaron los ocho grados bajo cero en el interior de Alicante. Y todo apunta a que la misma tendencia se mantendrá durante la jornada de hoy.

Los termómetros registraron durante la madrugada de domingo a lunes temperaturas muy bajas en una noche que desde Aemet calificaron como «muy fría», según destaca Europa Press. El mercurio cayó a sus niveles más bajos en altiplanos del interior sur de la provincia de Valencia y norte de Alicante, según los datos facilitados por la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet).

Villena fue la localidad en la que el mercurio cayó con más fuerza hasta llegar a los 7,3 grados bajo cero. En Fontanars dels Alforins la temperatura llegó a los siete grados negativos; a los -6.7 en El Pinós y hasta los -6.6 en la localidad de Jalance.

En cuanto a las capitales de la Comunitat, Alicante fue la que más frío experimentó durante la noche del domingo al lunes. El termómetro se quedó en los 1,1 grados, mientras que en Castellón los registros marcaron 3,3º y en Valencia, 3.4 grados.

Como curiosidad, el servicio valenciano de Aemet destacó que, en la zona de Valencia capital, se ha observado «el típico gradiente térmico» de este a oeste del área metropolitana. La diferencia entre zonas de la ciudad y sus alrededores se muestra en que, mientras en la Universitat Politècnica los termómetros han marcado en el momento más frío 3.8 grados positivos (y en Viveros 3.5), en el Aeropuerto de Manises la mínima ha sido de -1.5 grados.

Las temperaturas máximas ayer experimentaron un ligero ascenso en el litoral de la Comunitat. Vinaròs marcó los 17º mientras que en Castellón y Segorbe los termómetros se quedaron en los 15º.

En la provincia de Valencia el termómetro alcanzó los 11º en Utiel; 13º, en Polinyà; 15º, en Manises y 16º en la capital y Xàtiva. Alicante se quedó en los 15º mientras que en Xàbia se alcanzaron los 16º.

La previsión para hoy apunta a que la situación atmosférica se mantendrá estable. Las temperaturas se mantendrán estables y se esperan heladas en el interior y más débiles en el litoral.

Por otro lado, las bajas temperaturas han causado daños en el cultivo de caquis, sobre todo en la comarca de La Ribera, por valor de unos cinco millones de euros, según la Asociación Valenciana de Agricultores (AVA-ASAJA).

El presidente de la asociación, Cristóbal Aguado, destacó que la mayor parte de la producción de caqui está asegurada, de manera que la mayoría de los agricultores cuyas parcelas puedan haber sufrido los efectos de la bajada de temperaturas cobrarán del seguro, y ha pedido a Agroseguro que sea ágil en las peritaciones.

Actualmente queda pendiente de recolección el 20 % de la cosecha de caqui, lo que equivale a unas 2.600 hectáreas a las que la helada ha causado daños de consideración muy desigual y variable con grados de afección que en las áreas más castigadas se sitúan en un 40 %.

Respecto a otros cultivos, según las informaciones recabadas hasta el momento por los servicios técnicos de AVA-ASAJA, no se aprecian daños destacados en la citricultura, con excepciones concretas y limitadas a algunas áreas.

Más

Fotos

Vídeos