La Comunitat tiene 2.000 agentes menos de los que le corresponden por población

Valencia es la tercera provincia de España con mayor carencia de policías nacionales y ninguna región alcanza la cifra marcada por Interior

J. A. MARRAHÍ/EFE

valencia/madrid. El Ministerio de Interior no cumple con sus propias previsiones de personal para la Policía Nacional y la Guardia Civil. Ni en la Comunitat, ni en ninguna otra región de España. Ambos cuerpos tienen 22.000 agentes menos de los que constan en el catálogo de puestos, un déficit que en nuestra región es de casi 2.000 policías nacionales y guardias civiles. Las diferencias alcanzan incluso a los servicios centrales de ambos cuerpos. En todas partes, por debajo de lo considerado como deseable.

Así se desprende de sendas respuestas parlamentarias del Gobierno al diputado socialista Antonio Trevín. De las tablas oficiales se deduce que la carencia es mayor en la Policía Nacional, con 64.487 agentes activos en la actualidad, 13.651 menos que los 78.138 que marca el catálogo de puestos. Mientras, el catálogo de la Guardia Civil cifra en 85.263 el número de efectivos, pero en la actualidad son 76.928. Es decir, 8.335 menos.

Las cifras constatan las reiteradas quejas de sindicatos y asociaciones de las fuerzas de seguridad, quienes han insistido hasta la saciedad en que no se cubren vacantes. En definitiva, urgen una inyección de personal para hacer frente a las necesidades y garantizar al máximo un servicio digno y ágil a los ciudadanos.

La respuesta del Gobierno coincide con la nueva convocatoria de plazas en las fuerzas de seguridad del Estado, la mayor de los últimos nueve años. Se abre una promoción de 3.331 puestos para acceder al cuerpo 'azul' y otros 1.866 para ingresar en los 'verdes'. Sin duda, es un alivio. Pero, con las matemáticas en la mano, este aporte sigue siendo a todas luces insuficiente para alcanzar los 22.000 agentes que faltan para llegar al ideal numérico marcado por el Ministerio de Interior.

Por provincias, y en términos absolutos, la plantilla de Madrid en la Policía Nacional es la que más efectivos ha perdido en los últimos años, con 2.066 menos que los que constan en catálogo. Aún así, es la más voluminosa, ya que cuenta con 12.181 agentes en activo. La segunda provincia con mayor déficit en la Policía Nacional es Sevilla, con 1.107 menos de los que le corresponde. Y después aparece ya Valencia, con un millar de policías menos de los que, según Interior, debería haber .

¿Qué refleja exactamente el catálogo? Lo aclara el portavoz de un sindicato de la Policía Nacional en Valencia: «Son las necesidades de plantilla que marca Interior en función de la población de cada zona y sus características delincuenciales».

El portavoz de los trabajadores estima que esa falta de policías nacionales en Valencia afecta, de manera especial, a dos áreas: «Hay acumulación de faena en Policía Judicial, lo que ralentiza investigaciones, y también en Seguridad Ciudadano». La carencia «lleva a que el ciudadano tenga una respuesta policial no tan rápida como sería deseable». Las consecuencias también las sufren los agentes. «Menos apoyos en la calle ante una emergencia y dificultades para librar por asuntos particulares o vacaciones».

Si analizamos lo que sucede en el Instituto Armado, Madrid vuelve a aparecer como la provincia más afectada, con un déficit de 734 guardias, seguida de Barcelona (403 menos), Guipúzcoa (374) y Baleares (330). Los servicios centrales de ambos cuerpos han sufrido también una merma de efectivos en relación a sus respectivos catálogos: 2.459 por debajo de lo que toca, en el caso de la Policía Nacional, y 323 menos en la Guardia Civil.

Ayer arrancaron las oposiciones para nuevos cabos y guardias civiles de la Benemérita. En España hay 36.743 aspirantes para 1.801 plazas de estos niveles. De ellos, 2.340 se examinan este fin de semana en la provincia de Valencia.

Fotos

Vídeos