Cañizares dice que formamos parte «de una unidad superior, España»

La catedral, repleta de fieles, a la llegada de Senyera de Lo Rat Penat, ayer. / irene marsilla

El cardenal destaca en la homilía que «resulta imposible comprender la evolución de Valencia sin la conexión con el cristianismo»

DANIEL GUINDO VALENCIA.

Uno de los actos más tradicionales de la celebración del 9 d'Octubre en Valencia es el Te Deum que acoge la catedral y que, por tercer año consecutivo, contó con la presencia de la Senyera de Lo Rat Penat, después de que el actual equipo de Gobierno del Ayuntamiento decidiera que la procesión cívica no pasara por el templo.

El cardenal arzobispo de Valencia, Antonio Cañizares, presidió este acto de acción de gracias con motivo de la conquista cristiana de Valencia en el año 1238 por el rey Jaime I y, en su parlamento, alentó a los fieles de la diócesis a «construir unidos una nueva cultura de la vida y de la paz».

En la misa capitular previa al Te Deum, Cañizares hizo un llamamiento para celebrar la fiesta en un clima de unidad. «El 9 d'Octubre nos une a todos los valencianos en el deseo de construir una sociedad para el desarrollo integral de las personas, con una nueva cultura de la vida, de la civilización y de la paz, en unidad con todos, con nuestras peculiaridades propias, pero conscientes de que formamos parte de una unidad superior en el proyecto del que formamos parte, España y Europa y todos al servicio del bien común», subrayó.

El purpurado besó la Senyera de Lo Rat Penat cuando la enseña entró en la Seo tras recibir aplausos La Coral Catedralicia interpretó el Te Deum de acción de gracias compuesto por Climent

Asimismo, apuntó que «resulta imposible comprender la evolución de Valencia sin la conexión con el cristianismo». Así, añadió el purpurado «Jesucristo es lo mejor que le ha podido pasar a la humanidad» y, de igual forma, «para nosotros los valencianos lo que celebramos hoy es, con mucho, el acontecimiento más importante de nuestra historia como pueblo construido con un proyecto de vida que nada ni nadie nos puede arrebatar salvo que se quiera abocarlo a su fracaso».

Al término de la eucaristía, que concelebró con el obispo auxiliar Esteban Escudero, el arzobispo emérito de Zaragoza, Manuel Ureña, y el obispo emérito de Lleida, Joan Piris, junto con el cabildo de la Catedral Metropolitana, el cardenal se dirigió acompañado de todos los concelebrantes a la puerta de los Hierros de la Seo donde recibió la Senyera de lo Rat Penat con un emotivo beso. Con la entrada en la Senyera, el público que abarrotaba el templo ofreció un sonoro aplauso.

Tras ello, Cañizares se dirigió hacia el presbiterio donde la Coral Catedralicia interpretó el Te Deum de acción de gracias, que compuso el canónigo prefecto de Música Sacra de la catedral, José Climent.

A la conclusión, y antes de impartir la bendición, el arzobispo agradeció la multitudinaria presencia de fieles valencianos en el acto. «A todo el pueblo valenciano representado aquí en la Senyera que ha entrado en este templo, os deseo todo lo mejor, que es lo que aquel 1238 recibimos, la fe cristiana que hace un mundo totalmente nuevo, hecho por hombres y mujeres nuevos para evangelizar». Tras ello, Cañizares puso fin a su intervención con un «Vixca Valencia», acogido con una gran ovación por todos los asistentes, que despidieron a la Senyera de Lo Rat Penat con vítores y otro sonoro aplausos.

Entre las personalidades asistentes al acto, además del presidente de Lo Rat Penat, Enric Esteve, se encontraban la senadora Susana Camarero, el vicesecretario general del PP Rubén Ibáñez, diputados como Elena Bastidas o Alfredo Castelló, prácticamente todos los concejales del grupo popular del Ayuntamiento, con su portavoz Eusebio Muñoz al frente, así como varios de Ciudadanos, entre ellos su portavoz Fernando Giner.

Más

Fotos

Vídeos