Aumento imparable de ahogados

Los equipos de rescate trasladan el cuerpo de un ahogado en el azud de Antella.
Los equipos de rescate trasladan el cuerpo de un ahogado en el azud de Antella. / manuel molines

Nueve de cada 10 muertes se producen cuando no hay vigilancia en las playas y Cruz Roja hace un llamamiento a respetar los horarios Este verano ya han fallecido 35 bañistas en la Comunitat, 12 más que el año pasado y el doble que en 2015

MAR GUADALAJARA

Valencia. El verano se tiñe de negro con el aumento por tercer año consecutivo de las personas que han perdido la vida en las playas de la Comunitat. Las cifras no paran de crecer. Son ya 35 las víctimas por ahogamiento en lo que va de verano, 12 más que el año anterior en el mismo periodo y el doble que en 2015. La trágica jornada que se vivió el lunes, en la que cuatro personas murieron en tres playas y una piscina de la Comunitat deja de manifiesto la gravedad de la situación.

Los miembros de Cruz Roja estaban preparando el servicio de socorrismo en la Malvarrosa el lunes, cuando aparecía flotando en el agua un hombre de 74 años minutos antes de comenzar la vigilancia. El 94% de los casos de ahogamiento que han ocurrido este año han sido, precisamente, cuando no había socorrista, según los datos del informe de la Federación de Salvamento y Socorrismo.

«Las víctimas mortales de este año en la Malvarrosa se podrían haber evitado», aseguran desde la organización de socorrismo 'Punto Naranja', ya que para ellos la vigilancia es lo primero y ante la falta de ésta insisten en implantar en las playas unos dispositivos de salvamento acuático que «pueden ser usados por cualquier persona y una vez instalados harían la función de un socorrista durante todo el año, del mismo modo, garantizan la vida del rescatador». Al igual que ellos, desde el grupo municipal de Ciudadanos piden la modificación del calendario de la temporada y del horario de asistencia en las playas «por no adaptarse a las circunstancias y a la nueva realidad de hábitos de los propios ciudadanos».

Por su parte, desde Cruz Roja insisten en que, «respecto al suceso del lunes en la playa de la Malvarrosa, el Ayuntamiento tiene toda la responsabilidad, nosotros prestamos un servicio que empieza a las 10 de la mañana y los hechos ocurrieron 15 minutos antes, no pudimos hacer nada».

Las recomendaciones son «bien claras», explica el vicepresidente de Cruz Roja en Valencia, Pedro Redón. «No hay que tomarse a la ligera los colores que marcan las banderas y las advertencias de los socorristas», explica, al mismo tiempo que recuerda que «si no hay vigilancia en la playa es mejor no bañarse; es mucho mejor respetar los horarios de los operativos y los servicios de ayuda para evitar incidentes».

La mayoría de las muertes por ahogamiento en la Comunitat se producen en las playas, frente a un 13% que ocurre en piscinas y entre las acciones temerarias más frecuentes se encuentran las de saltar desde acantilados o rocas al mar, un gesto que puede ser muy peligroso al desconocer la profundidad del agua. Las corrientes y el mal estado del mar son otras de las causas del aumento de fallecimientos, aunque dos de las víctimas del pasado lunes sufrieron paradas cardiorrespiratorias. «Es por inconsciencia, porque si está indicado, uno no se ahoga sólo por mala mar, sino también por no seguir las medidas de seguridad, además de que si uno tiene un problema coronario, va con él a la playa, ya trae esa patología de casa y por ello el daño es irreversible si hacen algún sobreesfuerzo, no se puede evitar», asegura el vicepresidente de la organización. Lo cierto es que la mayoría de las víctimas son mayores de 65 años. Los datos de la Federación de Salvamento y Socorrismo indican que el 30% de las víctimas tienen entre 65 y 74 años.

Alicante es la provincia de la Comunitat en la que más ahogamientos se han registrado en lo que va de año, 19 fallecidos. En Valencia son 10 las personas que han perdido la vida este verano y dos en Castellón. El litoral valenciano es una de las regiones que más padece esta problemática, siendo la cuarta autonomía con mayor número de víctimas por ahogamiento, después de comunidades como Andalucía, con 45 muertes y Canarias y Galicia, con 38 fallecidos, según los datos del Informe Nacional de Ahogamientos presentado ayer por su responsable, Jessica Pino Espinosa, en un acto que se celebró en el Comité Olímpico Español.

«Esta tendencia también se debe a que somos un punto turístico que recibe mucha afluencia y por eso hay mayor número de incidentes», explica Pedro Redón.

Más

Fotos

Vídeos