Alboraya estudia implantar zona naranja en la Patacona en los meses de verano

Coches aparcados en las plazas de la zona azul en la Patacona. / lp
Coches aparcados en las plazas de la zona azul en la Patacona. / lp

El Consistorio plantea crear plazas ORA con prioridad para residentes ante los problemas para estacionar que sufre el barrio en temporada alta

DANIEL NAVARRO ALBORAYA.

Las altas temperaturas que están protagonizando este año la Semana Santa han llenado de turistas las zonas de baño de la Comunitat, una realidad a la cual no es ajena la Patacona de Alboraya, una de las playas más populares de la provincia de Valencia.

La gran cantidad de segundas viviendas, así como el incremento de turistas diurnos provenientes de localidades cercanas anuncian el colapso que se repite en la zona cuando llega la temporada alta, dejando sin espacio para estacionar los vehículos a los residentes del barrio.

El Consistorio aplicó una Ordenanza Reguladora de Aparcamiento (ORA) a toda la fachada marítima ya en el año 2013, convirtiendo todo este espacio en zona azul. La misma está en funcionamiento del 1 de junio al 30 de septiembre, entre las 10 de la mañana y las 8 de la tarde, coincidiendo con el mayor flujo de afluencia de público a la playa. No obstante, a pesar de la presión vecinal y las críticas de algunas agrupaciones políticas contra esta iniciativa, el Ejecutivo no está dispuesto a perder esta importante entrada de ingresos, por lo que los residentes están pidiendo soluciones alternativas para dotar la zona con un mayor espacio de estacionamiento, antes de que llegue el verano.

El Consistorio analiza las soluciones empleadas en otras localidades costeras como Gandia y Peñíscola

En esta línea, en el Ayuntamiento tienen varias opciones sobre la mesa con la que intentar solventar este problema y de las cuales estudian ahora su viabilidad. De esta manera, el equipo local asegura haberse fijado en las medidas que se han tomado en municipios de costa como Peñíscola, Dénia, Gandía o Valencia para intentar poner fin a esta problemática.

La más viable parece ser la instalación de otra zona de estacionamiento de pago similar a la zona naranja con la que cuentan algunos barrios como El Carmen, El Pilar o Seu-Xerrea en la capital del Turia. «Sería otra zona de aparcamiento regulado destinado a los residentes, aunque se permitiría aparcar a quienes no cuentan con la autorización, por tiempo limitado y a un precio superior a la zona azul», explicó el primer edil del municipio, Miguel Chavarría.

El responsable aclaró que «esto no quiere decir que los vecinos vayan a poder aparcar gratis o que tengan sus plazas garantizadas» y recordó que «podrán estacionar pagando la tasa correspondiente, pero esta será una cantidad reducida». En el caso de Valencia, hay distintas tarifas y modalidades de pago: Un residente puede elegir entre pagar 60 céntimos por un día, hasta 2,80 por una semana. Por su parte un no residente pagaría 3,30 por las dos horas de aparcamiento máximo permitido.

«Otra de las opciones factibles es que la zona azul dispusiera de tarifas diferentes para los residentes, habilitando dispositivos que admitan distintas modalidades de pago, siendo estas más asequibles para la gente del barrio», detalló el alcalde. Chavarría aclaró que «es un asunto difícil de solucionar porque las plazas de estacionamiento ordinarias las de la zona azul y la naranja tienen que estar equilibradas con el número de coches censados, y el problema que existe es que hay mucha gente que aún viviendo en el barrio no está empadronada».

«Hay muchas más plazas, entre aparcamientos privados y espacio en la vía pública, que coches censados en el Consistorio», añadió el regidor. «Es por esto que hay que analizar bien este tema, ya que la zona naranja solo estaría disponible para los empadronados, que son los vecinos, por lo que habría mucha gente a la cual estas medidas no le aportarían ninguna solución, al no poder disfrutarlas ni los alquilados, ni los propietarios de segundas viviendas».

Sin embargo, desde la Asociación de Vecinos Patacona - Vera recalcaron que «tendremos que analizar bien estas propuestas, pero a priori no nos parece bien que tengamos que pagar más, cuando ya pagamos el IBI más elevado de todo el municipio, además de otras tasas como el impuesto de circulación».

La preferencia para los vecinos pasa por «crear alternativas de aparcamiento para los residentes exclusivas y gratuitas», así como «la reducción del tiempo de la zona azul. Además pidieron al Consistorio «que adecue todos los solares sin uso que hay en el polígono para que la gente pueda aparcar, lo que solucionaría no solo las falta de aparcamiento, si no también los problemas de atascos o la presencia de gorrillas».

Fotos

Vídeos