Las Provincias

La petición vecinal de una calle para Barberá subraya el legado que deja a Valencia

vídeo

Una mujer se fotografía junto a una imagen de Barberá, la pasada semana. :: EFE/Manuel Bruque

  • La asociación de Ciutat Vella registra la petición en el Ayuntamiento y el grupo municipal popular dará el «impulso político» cuando sea necesario

valencia. La propuesta de dedicar una calle o plaza a la exalcaldesa de Valencia Rita Barberá sigue su curso y ayer llegó oficialmente al Ayuntamiento. El presidente de la Asociación de Comerciantes y Vecinos de Ciutat Vella, Rafael Mampel, presentó ayer la petición y la remitió al mismo alcalde, Joan Ribó, que todo parece indicar que derivará la cuestión a la concejalía de Cultura, encargada de los nombres de las calles.

Mampel destaca, en el escrito, que no valora «la parte política» de Barberá, pero sí valora «el cambio experimentado en la ciudad de Valencia durante el tiempo que fue alcaldesa». «Es evidente que hoy en día Valencia es elegida como una de las 10 mejores ciudades del mundo para vivir. Por ello, Valencia es un destino turístico de primer orden mundial», comenta el dirigente vecinal en la petición remitida al Consistorio y trasladada, también, a todos los grupos municipales.

«Esta labor ha sido gracias al trabajo y perseverancia de doña Rita Barberá Nolla, que ha hecho de Valencia una ciudad grande y conocida en el mundo entero. Las labores de infraestructuras, como mejoras de calles, avenidas, rehabilitación del centro histórico de Valencia, y eventos como la Copa del América, la Fórmula 1, el Gran Premio de Motociclismo, la maratón... han influido de forma positiva en la calidad de Valencia como ciudad. La labor y esfuerzo realizado durante 24 por doña Rita Barberá Nolla, que luchó, como valenciana, por engrandecer nuestra ciudad», explican los vecinos en el documento presentado ayer al que ha tenido acceso LAS PROVINCIAS.

La pelota vuelve ahora al tejado del Ayuntamiento después de que el pasado viernes y preguntado por este diario el alcalde Ribó pospusiera la decisión hasta que llegara la petición de manera oficial. «Es correcta pero hay que tramitarla por los cauces habituales», dijo entonces. Pues bien, esa petición ha llegado. Fuentes municipales explicaron ayer que todo parece indicar que el escrito será derivado a la concejalía de Cultura, encargada de los cambios de nombre de las calles y se estudiará como se hace con cualquier otra petición en este sentido. Cabe recordar, como curiosidad, que el ahora concejal de Movilidad Sostenible, Giuseppe Grezzi, ya propuso poner el nombre de Rita Barberá a una calle de la ciudad durante la campaña para las primarias de Compromís. En concreto, quería renombrar la calle Manuel Azaña, que el Consistorio que dirigía Barberá decidió que fuera una calle de pequeñas dimensiones junto al Ciutat de València, con el nombre de la exalcaldesa.

Para que la petición vecinal consiga lo que pretende, ha de ser Cultura quien tome la decisión. Si no lo hace, entonces es cuando entra en escena el grupo municipal popular. Según ha podido saber este diario, los concejales populares no intervendrán con una moción en la que pidan una vía para la exalcaldesa «hasta que haga falta impulso político», esto es, hasta que Cultura deje, si lo hace, la iniciativa en un cajón. Es entonces cuando el PP se plantea presentar una moción, pero no antes.

Los vecinos también pueden presentar iniciativas directamente en el pleno. El proceso es más complejo pero existe. El Reglamento de Participación Ciudadana contempla la «iniciativa ciudadana», que exige «al menos por el 10 por ciento de los vecinos con derecho a sufragio del municipio». En las últimas elecciones, el censo en la ciudad era de 579.445 personas, por lo que una iniciativa ciudadana para cambiar el nombre de una calle por el de la alcaldesa Barberá requeriría un total de 57.944 firmas.