Las Provincias

Cuatro detenidos en Alicante por blanquear dinero procedente del tráfico de drogas en Dinamarca

  • La Policía sospecha que utilizaban un restaurante del centro de la ciudad como tapadera y relaciona al entramado criminal con embarcaciones, vehículos y chalés de lujo valorados en dos millones de euros

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cuatro personas en Alicante por presuntamente blanquear en varias empresas de la provincia el dinero procedente del tráfico de estupefacientes en Dinamarca.

Los arrestados forman parte de un macroentramado criminal integrado por 25 personas que utilizaba testaferros y paraísos fiscales, según informó ayer la Jefatura Superior en un comunicado.

Esta operación continúa las investigaciones iniciadas por el grupo de estupefacientes de la Policía Judicial y del servicio de vigilancia aduanera de Alicante, que en diciembre de 2014 desarticuló una organización de narcotraficantes asentada en Dinamarca y España, que arrojó la detención de 22 personas -14 en el primer país y ocho en el segundo, respectivamente- y la incautación de 800 kilos de costo.

Los miembros de esta banda introducían en camiones de mercancías cuantiosas partidas de hachís en suelo danés desde varios puntos de España. Posteriormente blanqueaban los fondos que percibían por la venta de la droga mediante un entramado de testaferros coordinados por el líder de la organización delictiva, especialmente un matrimonio de ciudadanos alemanes afincados en Alicante.

Paraísos fiscales

Para el lavado de dinero y ocultar su origen el grupo utilizaba un despacho profesional especializado en sociedades 'offshore', que les proporcionaba acceso a paraísos fiscales como el Estado norteamericano de Delaware y las islas de San Vicente y Granadinas, ambas en el Caribe. Estas sociedades transferían el dinero a España mediante la adquisición de propiedades.

Al mismo tiempo la organización invertía en varias empresas del sector inmobiliario de la provincia de Alicante, donde la mayoría estaban afincados para «huir de la presión policial» a la que eran sometidos en su país, Dinamarca, según las mismas fuentes.

La Policía Nacional también sospecha que los integrantes del grupo criminal utilizaban un restaurante de comida mexicana del centro de la ciudad de Alicante para blanquear parte del dinero recibido.

Tras las pesquisas, los agentes han podido relacionar esta organización con siete vehículos de alta gama, tres embarcaciones de lujo, dos propiedades inmobiliarias y un chalet de lujo en la zona de la Coveta Fumà de El Campello, todo por un importe total de cerca de dos millones de euros y presuntamente adquirido con los fondos del tráfico de estupefacientes en Dinamarca.

Una vez localizados, los policías han arrestado a cuatro personas de esta banda en Alicante de entre 35 y 55 años de edad y nacionalidad alemana y española, por los presuntos delitos de blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal, tras lo que han pasado a disposición judicial.

En el operativo policial también han participado funcionarios del grupo de Estupefacientes y del departamento de Blanqueo de Capitales de la Comisaría Provincial de la Policía Nacional en Alicante.