Las Provincias

Piden encarcelar a una acusada de dejar morir de hambre a sus perros

  • La Fiscalía sostiene que la mujer sometía a los dos animales en su casa de San Vicente a condiciones «de insalubridad» sin comida, agua y cobijo

Un Juzgado de lo Penal de Alicante sentó ayer en el banquillo a una mujer acusada de dejar morir de hambre y por deshidratación a sus dos perros en septiembre del año 2014. Por ello, el Ministerio Público solicitaba provisionalmente para ella una pena de siete meses de prisión por un delito relativo a la flora, fauna y animales domésticos. Según sostiene la acusación, la procesada tenía a los dos animales en la terraza de su casa, en San Vicente del Raspeig, pero carecían de cuidado alguno. Tanto es así que los canes perdieron la vida desnutridos entre condiciones de total insalubridad, como detalla la Fiscalía en su escrito de acusaciones.

Los perros vivían con la dueña en su vivienda de la Avenida Primero de Mayo de la localidad de L'Alacantí hasta que el 1 de septiembre de 2014 ambos fallecieron. Cuando los animales fueron vistos en la terraza del domicilio, los investigadores apreciaron rápidamente las malas condiciones en las que habían vivido. La representante del fiscal asegura que la situación era tan deplorable que la mujer sometió a una situación «de insalubridad tal por la falta de agua, comida y zonas de cobijo» que determinó el óbito de las mascotas.

Así vivieron los canes hasta su muerte, ya que se encontraban «famélicos» cuando las autoridades acudieron al inmueble para esclarecer lo sucedido. El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 3 de San Vicente del Raspeig instruyó la causa y advirtió los suficientes indicios de delitos como para mandar al banquillo a la sospechosa. Así, según indicaron ayer las fuentes jurídicas consultadas, la mujer tuvo que dar explicaciones por el trágico final de los animales en el Juzgado de lo Penal 2 de la capital alicantina.

En los últimos años se han incrementado las denuncias de maltrato a animales, de ahí que con la reciente reforma del Código Penal se castiguen nuevos tipos delictivos y, en algunos casos, con mayor severidad. Además, se han puesto en marcha medidas como la desarrollada por la Audiencia Provincial de Alicante para reeducar a los condenados por este tipo de agresiones. De hecho, el promotor de la iniciativa, el hasta ayer presidente de la sede, Vicente Magro, alertó entonces de la proliferación de casos que se están detectando a nivel local y nacional ante un delito «especialmente grave».

El Ilustre Colegio de Abogados de Alicante (Icali) también cuenta desde hace poco con una Sección de Derecho de Defensa Animal que vela por que se cumplan sus derechos.